VIERNES, 01 DE DICIEMBRE DE 2023

Noticias económicas de Colombia y el mundo

Carlos

Nuestra Política de Tratamiento de Datos Personales ha cambiado. Conócela haciendo clic aquí.

close

Innovación

03 ago 2023 - 6:55 a. m.

Ropa cómoda impulsa el crecimiento de la industria textil en Colombia

El tamaño de mercado textil creció 5,8% en los primeros cuatro meses del año, hasta los $9,9 billones, según el Informe del Observatorio Inexmoda.

Industria textil

Industria textil.

POR:
Portafolio

El uso de ropa cómoda se ha vuelto tendencia en el mundo, atrás quedaron los jeans y las blusas apretadas, la moda de hoy, son las prendas holgadas hechas de fibras suaves. La venta de este tipo de ropa que prioriza el bienestar de los consumidores se ha posicionado durante el 2023 en Colombia, debido al incremento del teletrabajo y a que grandes marcas internacionales como Balenciaga y Louis Vuitton han impulsado esta moda que ya se impone en América Latina.

(Closeando, apuesta de economía circular con marcas de ropa). 

Cabe señalar que el sector textil es el octavo segmento con mayor consumo en el país, pues pese a que decreció un 2,9% en el número de prendas vendidas durante los primeros cuatro meses del año, aumentó el gasto de los colombianos un 5,4% frente al mismo periodo de 2022, alcanzando los $2,38 billones. Con un incremento en el tamaño del mercado de 5,8%, jalonado por la compra de prendas cómodas, según datos de Inexmoda.

Andrés Gómez, cofundador de la marca Yeti, señala que aunque se ha reducido el número de ventas del sector, la demanda de ropa cómoda continúa en ascenso. “Este tipo de prendas se han venido posicionando en el mercado, desde niños hasta adultos mayores buscan prendas que les genere una sensación de bienestar y les permita hacer sus actividades en casa e incluso salir a la calle. La tendencia de hoy es la ropa holgada y oversize, pues cada vez más personas prefieren los estilos sueltos y relajados”.

Entre las prendas de este tipo que más se están usando en la actualidad, están las sudaderas, los leggins, los pantalones sueltos y las camisas y buzos oversize o talla grande, En cuanto a los zapatos, se destacan los tenis y las pantuflas. Esta nueva moda también ha sido impulsada por grandes marcas de lujo como Balenciaga, Givenchy, Dior y Louis Vuitton, que le están apostando a la comodidad por medio de diseños innovadores.

(Las marcas del ‘madrugón’ de San Victorino participan en Colombiamoda). 

En el caso de Colombia, la marca antioqueña Yeti se ha vuelto pionera en la industria textil del bienestar, a través de la creación de prendas ligeras especiales para estar en casa, teletrabajar, viajar o salir a la calle en un día informal. “Pensamos que el uso de este tipo de ropa iba a ser solo durante la pandemia, pero hoy vemos que el mercado sigue creciendo, la gente quiere estar cómoda sin dejar de lucir bien, con estilo. De hecho, ante la creciente demanda decidimos lanzar una nueva línea, se llama Vital y tiene como objetivo trasladar esa comodidad de la casa a la calle”, asegura David Bernal, cofundador de Yeti.

Tan solo en abril, las ventas totales de este sector llegaron a los $3,3 billones. La categoría con mayor demanda fue la de moda femenina, con un 59% de consumo; seguida de la masculina, con un 29%; y la infantil y juvenil, con un 15%. Cabe resaltar que el e-commerce ha contribuido al crecimiento de la industria, ya que a pesar del panorama económico, las ventas digitales aumentaron 47% en el primer trimestre del año.

“Se prevé que durante el tercer y cuarto trimestre del año el gasto en la industria de la moda aumente ya que la economía empieza a mostrar signos de mejora, lo que impulsará la demanda textil. Además, se proyecta un mayor consumo en las prendas de vestir de bienestar en Colombia, pues es una tendencia que está creciendo en todo el mundo”, puntualiza Gómez.

De acuerdo con el Informe del Observatorio Inexmoda, el tamaño del mercado textil durante los primeros cuatro meses de 2023 llegó a los $9,9 billones. Sin embargo, el comercio minorista de prendas de vestir y calzado registró una caída en sus ingresos de 3,36% en comparación con el mismo periodo del año anterior. Esto se debe al aumento en los precios del mercado que están indexados a la inflación, lo que ha reducido el consumo de los colombianos.

(On Running llega a capturar mercado de ropa deportiva). 

Ante este panorama, Bernal señala que para este segundo semestre del año esperan que el sector siga expandiéndose y el mercado se dinamice, por lo que proyectan un crecimiento superior al 15% obtenido durante 2022. “La inflación ya muestra signos de desaceleración, los analistas prevén que al finalizar el año el IPC se ubiqué por debajo de 10%, lo que incentivará la compra y potenciará la industria. Sin embargo, destacamos que nuestro nicho al ser gente busca ropa cómoda, no se ha visto una reducción significativa en las ventas, pues buscan prendas de bienestar más aún cuando no salen de casa”, asegura el cofundador de Yeti.

Destacados

Más Portales

cerrar pauta