Internacional

¿Cómo pueden las mujeres reactivar las pymes en las fronteras?

Los límites fronterizos son clave para promover el comercio y el encadenamiento entre empresas. 

Fronteras

Mejorar la baja productividad estructural en las zonas de frontera, son algunas de las herramientas para cerrar la brecha de género.

Archivo particular

POR:
Portafolio
julio 07 de 2021 - 12:58 p. m.
2021-07-07

La Asociación de Mujeres Emprendedoras de Pando, en la zona amazónica que comparte Bolivia con Perú, después de más de un año de pandemia participa activamente en capacitaciones para mantener sus negocios a flote. “Ninguna va a decir: ‘el 2020 me fue bien’, entonces, hay muchas que se han bajoneado. Por eso para nosotras estos talleres son muy importantes porque nos ayudan a innovar, a aprender algo y a despertar si estamos muy apagadas”, afirmó Kaira Farah, pastelera que lidera el negocio que heredó de su madre.

(Los gobiernos ágiles se abren paso en América Latina). 

El taller “Género y Emprendimiento: Formación de Mujeres Empresarias” forma parte de las iniciativas del Programa de Gestión Integral de Fronteras de CAF –banco de desarrollo de América Latina-, con el que se pretende contribuir a ampliar el acceso a mercados globales a través de la integración regional y ayudar a fomentar mejores flujos intrarregionales que propicien encadenamientos productivos y desarrollo local.

“Esta capacitación nos ha dado la oportunidad de identificarnos a nosotras mismas, reconocer nuestros potenciales y armarnos de estrategias para poder afirmar nuestros negocios y dar mejores servicios. Nosotras tenemos que adquirir las herramientas y conocimientos para poder ser personas competitivas”, aseguró Ruth Arauz estilista y propietaria de “Rubor París” en Cobija.

(La nueva (y dura) realidad de las clases medias latinoamericanas). 


Mejorar la baja productividad estructural en las zonas de frontera mediante el apoyo para la formulación de planes de negocio de pequeños productores y pequeñas y medianas empresas (pymes), con énfasis en asistir a poblaciones vulnerables como mujeres y jóvenes, son algunas de las herramientas que se están implementando para cerrar la brecha de género y promover la reactivación post pandemia.

Las fronteras son clave para promover el comercio y el encadenamiento entre empresas. El apoyo a los emprendimientos impulsa el desarrollo local a través de la formulación de planes de negocio para pequeñas empresas promovido por CAF busca y genera nuevos mercados y productos, al igual que junta a productores y emprendedores para facilitar el acceso al financiamiento, entre otros.

BRECHA DE GÉNERO 

El apoyo a las mujeres emprendedoras cobra mayor relevancia al revisar las cifras en materia laboral que arroja la pandemia. En 2020, la pérdida de empleo de las mujeres se situó en un 5%, frente a un 3,9% en el caso de los hombres. En otras palabras, 64 millones de mujeres perdieron su empleo durante la pandemia, según cifras de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

(Desigualdad 4.0: a cerrar la brecha digital). 


“Tenemos que actuar ya para priorizar la creación de empleos que beneficien por igual a las mujeres y a los hombres; invertir en políticas del cuidado de alcance universal para ayudar a los trabajadores con responsabilidades relacionadas con el cuidado; abogar por una mayor presencia de las mujeres en puestos de liderazgo, y asegurar la dignidad y la seguridad de todos los hombres y todas las mujeres que participan en el mercado de trabajo”, señaló Guy Ryder, director general de la OIT.

El panorama en América Latina no es alentador. Las últimas proyecciones de la Cepal indican que la pobreza en el presente año se incrementará 37,3% y alcanzará a 231 millones de personas, alrededor de 118 millones de ellas mujeres. Asimismo, unos 98 millones de personas vivirán en extrema pobreza (lo que representa un 15,5%) y correrán el riesgo de padecer hambre porque no alcanzarán a cubrir sus necesidades de ingesta básica alimentaria. La desocupación se ubicará en torno al 13,5%, lo que representa un alza de 44 millones de personas y el Producto Interno Bruto (PIB) se contraerá -9,1%.

“Estamos confrontando una situación que va a durar más de lo esperado, que requerirá más recursos fiscales y, por lo tanto, necesitamos repensar la manera en que nos vamos a ir reconstruyendo de una forma más igualitaria, más inclusiva y más sostenible”, expresó Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la Cepal.

Las zonas de fronteras han sido severamente afectadas durante la pandemia por las restricciones migratorias y la disminución del flujo comercial por cuenta de los protocolos de bioseguridad. Más allá de los avances en los planes de vacunación y la normalización del flujo de carga, el fortalecimiento de las pymes permitirá en el largo plazo dinamizar el desarrollo social, la generación de empleo formal y la actividad económica.

Destacados

  • INTERNACIONAL
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido