Nerviosismo por EE. UU. e Irán eleva a US$70 el petróleo

Para analistas, entre ellos Wall Street, la amenaza de represalias anunciadas por Irán determinarían la dirección del próximo movimiento del crudo.

Petróleo

La cotización del barril de crudo de los últimos días llama la atención, ya que esta no superaba la barrera de los US$70.

EFE

POR:
EFE y AFP
enero 06 de 2020 - 07:30 p.m.
2020-01-06

El precio del barril de petróleo Brent superó ayer lunes los US$70 debido a la escalada de tensiones en Oriente Medio, después del deceso el pasado viernes en Bagdad del comandante iraní, Qasem Soleimaní, a manos de un dron de los EE. UU.

(Lea: Precios del petróleo se disparan, tras la muerte de general iraní)

El barril de crudo del mar del Norte para entrega en marzo alcanzó los US$70,73 a las 3:40 GMT en el mercado de futuros de Londres ICE, si bien posteriormente moderaba su ascenso y cotizaba a US$70,16 a las 8:58 GMT, es decir un 2,27% más que al cierre de la sesión anterior (viernes 3 de octubre).

(Lea: Tensión en Oriente Medio lleva al oro a su nivel más alto en seis años)

Y es que el incremento registrado en la cotización del barril de crudo de los últimos días llama la atención, ya que esta no superaba la barrera de los US$70 desde el 16 de septiembre pasado, cuando llegó a US$71,95 durante la negociación, aunque cerró por debajo de esa cantidad.

(Lea: La fiebre petrolera se traslada a América del Sur)

El cruce de amenazas entre Washington y Teherán, cuyo gobierno amenazó con adoptar represalias tras el ataque aéreo de los EE. UU., hace temer un conflicto en Oriente Medio, lo que amenazaría el suministro de crudo tanto desde Irán como desde Irak y otros países de la zona.

Entre otras presiones, alrededor de un quinto de los suministros de petróleo global pasa a través del Estrecho de Ormuz, un enclave estratégico entre Omán e Irán.
Primeros indicios

Los primeros indicios sobre un alza en la cotización del barril de crudo referencia Brent se registraron a las pocas hora del ataque de los EE. UU.

Su precio para entrega en marzo acabó el viernes pasado en el mercado de futuros de Londres en US$68,60, un 3,54 % más que al cierre de la sesión anterior. Y el petróleo del mar del Norte, de referencia en Europa, concluyó la jornada en el International Exchange Futures con un incremento de US$2,35 respecto a la última negociación (jueves 2 de enero).

Tras el ataque, el líder supremo de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Ali Jameneí, prometió venganza contra los que asesinaron a Soleimaní.

EL WTI TAMBIÉN AL ALZA

La cotización del barril de crudo de Texas (WTI) tampoco se quedó atrás en el alza del precio luego de los ataques de EE. UU., y cerró ayer lunes con un aumento del 0,3 % y se situó en US$63,27 el barril, presionado por la crisis.

Al final de las operaciones a viva voz en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros de WTI para entrega en febrero sumaron US$0,22 respecto a la sesión previa del lunes (viernes 3 de enero), cuando el alza fue de un considerable 3,1 %.

Los precios del petróleo llegaron a aumentar un 2 % en una jornada algo volátil, por los temores actuales de que Irán tome represalias contra los intereses de los EE. UU. por el mundo.

Después de la muerte el jueves pasado del comandante iraní, Qasem Soleimaní, a manos de Washington., Irán prometió tomar represalias, lo que según los analistas de Wall Street determinaría la dirección del próximo movimiento del petróleo.

No obstante, algunos analistas creen que el comportamiento con respecto a la cotización del barril de petróleo está mostrando bastante estabilidad pese a la difícil situación geopolítica.

El domingo pasado, Irán elevó la inestabilidad al asegurar que la nación ya no respetaría las restricciones de enriquecimiento de uranio establecidas en el acuerdo nuclear de 2015, en una escalada de las tensiones.

Así mismo, Irak, el segundo mayor productor de petróleo de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep) y que bombea alrededor de 4,6 millones de barriles por día, aprobó una resolución en su Parlamento con la que pide la expulsión de las tropas de EE.UU., lo que plantea dudas en la lucha contra el Estado Islámico o ISIS.

POSIBLES REPRESALIAS AL SUMINISTRO

Entre las posibles represalias de Irán, según los analistas, se barajan ataques a los flujos de petróleo de oleoductos o envíos a través del Estrecho de Ormuz o el Mar Rojo, a través de los cuales fluye más de una quinta parte del suministro mundial de petróleo.

En este contexto, los contratos de futuros de gasolina con vencimiento en febrero prácticamente no se movieron de los US$1,75 el galón, y los de gas natural, con vencimiento el mismo mes, también quedaron casi congelados en US$2,13 por cada mil pies cúbicos.

Según Cailin Birch, de The Economist Intelligence Unit, los mercados temen un conflicto más amplio. “La importancia deriva menos de la pérdida potencial de los suministros de petróleo iraní (...) que del riesgo de que se pueda desencadenar un conflicto más amplio que arrastre a Irak, Arabia Saudita y a otros”, dijo a la AFP.

La analista agregó que “también existe un riesgo que Irán lance un ataque selectivo contra barcos de EE. UU. en la región, lo que podría interrumpir los flujos de crudo en el mar y hacer que los precios sigan aumentando”.

Sin embargo Birch descarta la idea de un conflicto generalizado. “El aumento no se dará en un solo día, en términos porcentuales, como el 10% de septiembre de 2019, cuando se atacaron la infraestructuras petrolera sauditas”, dijo.

Siga bajando para encontrar más contenido