Ciudades suman patinetas a las soluciones de movilidad

Junto con el alquiler de bicicletas eléctricas, estas modalidades de transporte buscan ser una opción segura en la pandemia.

Patinetas eléctricas

En Bogotá, antes de la pandemia, las patinetas hacían cerca de 13.000 viajes al día.

POR:
Portafolio
mayo 14 de 2020 - 11:43 p.m.
2020-05-14

Mientras que en capitales del país como Bogotá, Medellín, Cali y Bucaramanga la bicicleta se ha convertido en un efectivo protagonista de la movilidad urbana durante la pandemia, otras opciones como las patinetas y las bicicletas eléctricas se abren camino de nuevo en las urbes con opciones asequibles y práctica, ante el menor uso que se recomienda del transporte masivo.

(Patinetas, otro nuevo sector atrapado en temas normativos). 

De esta manera, estas empresas esperan superar la menor dinámica de sus negocios por cuenta del confinamiento que ahora se levanta de manera parcial. En el caso de Bogotá, como lo muestran las cifras de la Secretaría Distrital de Movilidad, antes de la pandemia los viajes diarios en patinetas eléctricas llegaban a un promedio de 13.000 (un 0,1% del total), mientras que los realizados en bicicleta rondaban los 880.000. Asimismo, el total de viajes diarios en la capital (al cierre de 2019) sumaba 13,35 millones.

Entretanto, en Medellín, además del uso de la patineta antes de la llegada del virus al país, se destacaba el uso de 1.700 bicicletas públicas que registraban más de 12.000 préstamos diarios.

Pero ahora, bajo dinámicas cambiantes en movilidad -como un cupo máximo de 35% en los sistemas masivos-, las compañías especializadas en micromovilidad le apuestan a conquistar más usuarios mostrándoles las bondades de un medio de transporte que venía abriéndose paso de la mano de la tecnología.

En Bogotá, la Alcaldía y la Secretaría de Movilidad, por la pandemia, tomaron la decisión de dar un permiso temporal a las empresas de micromovilidad para que alquilen patinetas y bicicletas eléctricas.

Para hacerlo, las compañías tienen que asumir una póliza para usuarios y terceras personas, el intercambio de información de los recorridos con las entidades gubernamentales y, por supuesto, un protocolo de bioseguridad acorde a lo ya dispuesto por el Gobierno Nacional.

La primera zona autorizada para el alquiler de patinetas en el espacio público de Bogotá, según estableció la Secretaría de Movilidad, está ubicada en las localidades de Chapinero y Usaquén.

En estas zonas ya se autorizó la circulación de 2.950 patinetas y bicicletas eléctricas y cinco empresas ya cuentan con el permiso de operación. Estas compañías son: Grin Colombia, Lime Network, Voom, Movi y Renty. Para lograr que el alquiler de estos vehículos se dé manera ordenada, el Distrito estableció 86 cajones de estacionamiento (en cada uno caben 30 patinetas).

Y aunque el negocio de la micromovilidad no ha estado exento de los impactos económicos de la pandemia -cuenta María Villate, gerente de Asuntos Públicos de Grin Colombia-, los cambios en la movilidad de las personas se convirtieron en una posibilidad de reinvención. “Abrimos una línea de negocio llamada Grin4U para que la gente alquile patinetas de forma mensual (por $140.000) o semanal. Entregaremos las patinetas con todas las medidas de seguridad biológica y de desinfección”, explicó Villate.

En este momento, Grin y las demás compañías autorizadas está a la espera de que la Alcaldía dé la autorización de poner las patinetas en las zonas autorizadas. Incluso, en Medellín, Grin tiene planes de reanudar operaciones para convertirse en una alternativa de micromovilidad. Sin embargo, fuentes consultadas por este diario, señalaron que en ciudades como Cali y Barranquilla el mercado no respondió como se esperaba a la oferta de servicio de las patinetas eléctricas.

A su vez, la empresa Mía -que ofrece alquiler de patinetas eléctricas en Bogotá-, también busca hacerse a una porción del mercado y contribuir a frenar la propagación del virus.
Daniel Bernal, cofundador de Mía, dijo que la empresa busca ofrecer alquiler de patinetas a mediano y largo plazo y tarifas preferenciales para el personal médico que se desplace por la capital. Por ahora, el Distrito estableció que durante el permiso temporal con el que contarán las empresas de micromovilidad para operar deben garantizar que sus vehículos no deben parquearse en andenes, zonas verdes y peatonales, ciclorrutas, paraderos del SITP y, también, áreas para uso de discapacitados.

SERVICIO DE PATINETAS SE CONTRAJO EN EE.UU.


A medida que avanzó la pandemia en Estados Unidos, empresas de micromovilidad como Lime, Bird y Jump (que se encargaron de popularizar el servicio de patinetas en ciudades como Nueva York) tuvieron que replegar la oferta de vehículos y, también, despedir a una parte de su personal.

Incluso, en algunas de las firmas de micromovilidad que operan en Colombia ya se han presentado despidos por cuenta del desplome de los ingresos.

Recomendados

  • NEGOCIOS
  • TENDENCIAS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido