Cerrejón, Ecopetrol y la Drummond reactivan sus tareas

Medidas de bioseguridad integrarán la operación.

DRUMMOND

DRUMMOND

POR:
Portafolio
mayo 07 de 2020 - 10:00 p.m.
2020-05-07

A paso lento, pero seguro, los grandes proyectos mineros y petroleros del país retoman su ritmo para llegar en el corto plazo al 100% de su operación.

(Lea: ‘Por coronavirus, cayó la operación minera en un 75%’)

Tras haber implementado las medidas y protocolos necesarios para reducir el riesgo de contagio de la covid-19 y garantizar la salud y seguridad de los trabajadores, las iniciativas extractivas claves para la Nación han iniciado el restablecimiento gradual de sus tareas en las últimos días.

(Lea: Decreto para blindar la minería)

Ese es el caso del complejo carbonífero del Cerrejón que reactivó sus tareas el lunes pasado, y cuya administración implementó las guías y recomendaciones de las autoridades, desarrollado los protocolos de bioseguridad, tanto al interior de las operaciones como en las relaciones con otros públicos.

(Lea: Industria minera entrega ayudas para paliar la crisis por coronavirus)

“Todas las medidas de seguridad y control han sido verificadas por las alcaldías de nuestras áreas de influencia, que han comprobado en la operación los parámetros que hemos establecido para reducir el riesgo de contagio”, señaló Juan Carlos Consuegra, vicepresidente de Cerrejón.

Otro de los grandes complejos carboníferos que reactivó su operación, son los que desarrolla la multinacional Drummond en el departamento del Cesar.

“Retomamos progresivamente nuestras operaciones bajo los más estrictos controles de bioseguridad y con la activa participación y autocuidado de nuestros trabajadores.

Implementamos todas las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud y el Gobierno Nacional. Hasta la fecha, no se ha presentado ningún caso por covid-19 en empleados o en contratistas”, resalta un comunicado de la minera.

Cabe anotar que algunas de las medidas de la citada multinacional son la de establecer protocolos especiales para el transporte de empleados, ocupación de solo el 50% en espacios, uso obligatorio de todos los elementos de bioseguridad, desinfección sistemática de todos los lugares y equipos de transito y uso, estaciones de antibacteriales, así como el distanciamiento social en toda la operación.

En el mismo sentido, un proyecto minero cuya operación es la primera a gran escala en producción industrial de oro del país y que iniciaría operación en los próximos meses, y que ya tienen listos los protocolos de seguridad sincronizados con la operación es el complejo Buriticá en el departamento de Antioquia.

“Con la situación actual, nos enfocamos en trabajar con las medidas estrictas de seguridad para proteger a nuestros empleados, sus familias, los contratistas y la comunidad que nos acoge en los municipios de las zonas de influencia”, señaló un vocero de Zijin Continental Gold, multinacional que desarrolla la operación.

La fuente consultada reiteró que al mismo tiempo que la compañía procura ayudas de carácter social para estas comunidades y toman medidas sanitarias de la mano con las autoridades locales, están dando las últimas puntadas de carácter técnico para dejar a tono toda la infraestructura relacionada con el proceso de extracción.

Pero no solo proyectos claves para el país en el sector minero reactivaron sus tareas, en la actividad petrolera también.

Ecopetrol, que tiene a su cargo el 70% de la operación hidrocarburífera del país puso en marcha a partir de esta semana un nuevo esquema para la sostenibilidad operacional, que le permitirá incrementar algunas actividades de manera gradual, habilitar frentes estratégicos adicionales y seguir garantizando la prestación de su servicio público esencial a Colombia en momentos que se empieza a observar una recuperación de la demanda de combustibles.

El nuevo esquema intensifica las medidas de prevención frente a la covid-19 que ya se venían aplicando en toda la operación y contempla un incremento gradual de operaciones en cuatro fases: priorización, alistamiento, aumento actividades y normalidad. Para ello se analizaron criterios de alineación estratégica, gestión del personal, salud, contractuales y jurídicos.

“La empresa mantiene como prioridad proteger la salud e integridad de los trabajadores directos, contratistas y de las comunidades, así como el cumplimiento de los lineamientos establecidos por el Gobierno Nacional para mitigar la expansión del virus en el país”, subrayó un vocero de la petrolera.

Entre las medias adoptadas en los protocolos por la administración de Ecopetrol, se asegura el distanciamiento social, evitar al máximo las operaciones simultáneas o que motiven la aglomeración de personas y asegurar una entrada escalonada a las instalaciones de acuerdo con la resolución 680 de 2020 del Ministerio de Salud y Protección Social que establece los protocolos de bioseguridad.

Recomendados

  • NEGOCIOS
  • TENDENCIAS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido