Compas movería 15 millones de toneladas anuales

La modernización de la red de puertos habilitará esa capacidad en dos años. Su actual presidente se encargará de la expansión de la firma desde mayo.

Alberto Jiménez

Alberto Jiménez dejará su cargo actual en mayo y pasará a la junta directiva.

Archivo particular

POR:
Portafolio
abril 24 de 2019 - 08:56 p.m.
2019-04-24

Después de seis años de operaciones, la Compañía de Puertos Asociados (Compas) anunció un importante cambio en su estructura directiva al designar a Alberto Jiménez Rojas, su actual presidente, como miembro de la junta directiva.

El ejecutivo se encargará de liderar la estrategia de expansión empresarial hacia nuevos mercados y hará parte de las juntas directivas de sus filiales, así como del comité de auditoría.

(Compas espera crecer con sus puertos hasta un 20% este año). 

En su lugar, y a partir de mayo, Andrés Osorio Barrera se pondrá al frente de la compañía que en el 2018 movilizó 6,7 millones de toneladas de carga y que este año espera alcanzar las 7,5 millones de toneladas. Alberto Jiménez habló con Portafolio.

Viendo en perspectiva, ¿qué destaca de Compas?

Básicamente, la estructuración y el desarrollo de una red multipropósito que nació de una empresa pequeña que manejaba 600.000 toneladas al año en el antiguo muelle de El Bosque en Cartagena en el 2003, a haber logrado mover 6,7 millones de toneladas en el 2018.

Además del cubrimiento geográfico, la calidad de los siete puertos que manejamos y el tamaño de las inversiones que en los ultimos seis años alcanzaron los US$200 millones en modernización.

Hoy en día es destacable todo lo que se ha logrado en el terminal de Aguadulce en Buenaventura, ubicado dentro de la Sociedad Puerto Industrial Aguadulce y que, gracias a una inversión de US$120 millones, se ha convertido en el terminal más moderno del Pacífico colombiano.

Asimismo, por sus características de diseño y arquitectura, en el 2018 recibió el Premio Nacional de Ingeniería de la Sociedad Colombiana de Ingenieros. Allí hemos superado por dos veces los récord históricos de barcos despachados, en el caso del carbón con barcos de 75.000 toneladas y en las importaciones de cereales ya podemos manejar barcos hasta de 65.000 toneladas. Esto lo hemos logrado gracias a que el calado natural es muy idóneo y al trabajo de un gran equipo humano.

Y aunque manejamos todo tipo de carga, nos hemos destacado en los graneles sólidos, es decir, en las importaciones de materias primas para la industria de concentrados, de la cual en este momento manejamos el 26% de la carga que entra al país.

También me parece muy importante resaltar que acabamos de terminar una inversión en Barranquilla, que nos habilita cuatro posiciones de atraque permanentes.

Me resulta también muy importante la inmersión que hemos hecho con las comunidades en las zonas de influencia de las terminales, en la que hemos desarrollado programas de capacitación y de empleabilidad.

(Compas ampliará dos de sus puertos para 2020). 


Tenemos una organización en Cartagena, que es la Fundación Canal del Dique, que es 100% de Compas y también está la Fundación de Aguadulce. Tenemos unas partidas muy importantes destinadas a desarrollar con las comunidades proyectos de agricultura sostenible, entre otros proyectos.

Además, estamos adheridos a todo el programa de agua en Cartagena, y estamos comprometidos en desarrollo y conservación de corales en Tolú. Y esto nos ha convertido en la única compañía portuaria de Colombia adherida al Pacto Global de las Naciones Unidas.

¿En dónde ve mayor potencial?

En el puerto de Tolú. Ahí está el mayor futuro de la organización y, de hecho, ya empezamos a modernizar la terminal con una inversión de US$40 millones en ejecución.

Allí manejamos carbón y graneles sólidos. Esto va a ser muy importante porque con lo que está sucediendo con la vía 4G que pasa al lado del puerto y con el puente del Yati que va a conectar Tolú con Bucaramanga, vemos que tenemos un potencial muy importante en ese terminal que hoy en día maneja 700.000 toneladas anuales y que está proyectado en 2020 para llegar a las 2 millones de toneladas.

Además es el puerto más cercano a la industria de Medellín. El acortamiento de los recorridos va a tener una repercusión en los fletes terrestres, lo que hace mucho más competitivo el terminal. De hecho, este puerto va a permitir el desarrollo de zonas industriales y de zonas de logística muy importantes en la región y de asentamiento de industria antioqueña.

¿A qué le atribuye el crecimiento de la firma?

Tenemos muchos diferenciadores, pero fundamentalmente está la calidad de nuestros accionistas, que nos han permitido establecer relaciones estratégicas con aliados internacionales, como por ejemplo el puerto de Singapur, lo que nos permite ser la mejor alternativa para importadores y exportadores, por el tipo de cubrimiento que tenemos.

También, por supuesto, está la inversión, lo que en dos años nos va a permitir estar manejando unas 10 millones de toneladas de carga anuales, sin que estemos usando toda la capacidad instaladas de la organización. Con todo esto nos va a quedar espacio para seguir creciendo. Calculamos que la capacidad alcanzaría para mover unas 15 millones de toneladas al año.

Además, hay una integración de los servicios, porque tenemos clientes que trabajan en varios de nuestros puertos.

¿Cuáles son los nuevos mercados a los que le apuntan?

Estamos mirando inversiones en Latinoamérica, la más concreta sería en Ecuador en el corto plazo y estamos analizando oportunidades en Brasil y México.

¿Se siente satisfecho con este cambio?

Me siento muy gratificado con la confianza que me han brindado los accionistas, que ha hecho posible que una organización pequeña llegue hasta las dimensiones de hoy.
También estoy agradecido con la oportunidad que me están dando para seguir de cerca la cristalización de toda esta cantidad de proyectos y trabajo.

Siga bajando para encontrar más contenido