Derco, cuota de Falabella, está en plan de expansión

La meta de la compañía, para este año, es la de facturar en Colombia 100 millones de dólares.

Germán Araneda

Archivo particular

Germán Araneda

POR:
noviembre 30 de 2012 - 12:50 a.m.
2012-11-30

Derco, una empresa multinacional de origen chileno con más de 50 años en la comercialización de carros y de maquinaria, anuncia en Colombia una inversión de 120 millones de dólares “porque quieren posicionarse en el mercado”.

Germán Araneda, es el gerente General de la compañía que comparte con Falabella los mismos accionistas, sin ser una filial, según explicó.

Para este año, la compañía espera facturar en Colombia 100 millones de dólares, gracias a la expansión y a la respuesta del mercado.

¿Cómo es Derco?

Es una empresa que tiene facturación global superior a los 2.000 millones de dólares anuales. Tiene más de 3.500 empleados y unos 50.000 clientes mensuales.

Es una empresa de capital chileno, ligada al Grupo Falabella, ya que tenemos accionistas comunes, pero no somos filial.

¿Cómo les ha ido en Colombia?

Bien, llevamos dos años. Tenemos una red de 72 puntos a nivel nacional, y una inversión superior a los 50 millones de dólares, desde el inicio de la operación, hace dos años. Somos un equipo de trabajo con 380 colaboradores.

¿Cuál es la proyección de crecimiento?

Queremos ser un actor importante en el sector automotriz con una participación de mercado cercana al 5 por ciento en los próximos tres años, y ser uno de los actores líderes en los campos de construcción, industria y agro.

Nuestra proyección es que al 2015 cumplamos una inversión de 120 millones de dólares. Estos recursos corresponden a unidades a comercializar, en nuevos puntos de venta y en repuestos. Todo lo que involucra, en definitiva, una comercializadora de automóviles y maquinaria.

¿Cuál es el foco de negocios?

Representamos y comercializamos marcas en los sectores automotriz, equipos de construcción, equipos agrícolas y equipos industriales.

Actualmente representamos nueve marcas. En el sector automotriz a Suzuki, y a las marcas chinas Great Wall, Geely, y a JCB, una firma inglesa de equipos de construcción.

¿Cómo ha sido el crecimiento en otros países?

Estamos en Chile, Bolivia, Perú y Colombia.

¿Y cómo se ha comportado el mercado automotriz?

En el sector automotriz, si bien venía creciendo a tasas muy importantes, este año, prácticamente va a tener un crecimiento nulo, producto de mayores tasas de interés, y producto del cambio de expectativas dadas las crisis económicas en el exterior.

La gente se cuida más con el tema de cambio de su vehículo. Pero aún así, vemos que el sector presenta grandes desafíos en el futuro, dada la baja motorización que existe en el país.

Como referencia, Colombia tiene solo 16 personas por carro, y en países suramericanos cercanos, los índices de motorización son de seis a cuatro personas por carro.Eso quiere decir que tenemos mucho por crecer.

Ese crecimiento está supeditado a la mejora de las rutas y a que los bancos profundicen los sistemas de crédito hacia las personas de menores ingresos, en definitiva que los bancos accedan a la gente de la base de la pirámide.

¿Cuánto esperan vender este año?

Este año esperamos en facturación cerca de los 100 millones de dólares. En unidades, aspiramos un dos por ciento de participación de mercado en el sector automotriz y cerca de 5 por ciento en maquinaria de construcción.

¿Aumentan respecto al 2011?

Se duplica frente al año pasado, porque estamos en el proceso de consolidación de nuestras marcas. Entonces, estamos creciendo en forma importante.

¿Cuáles son las metas para el 2013?

Creemos que los mercado se van a mantener muy similares, con un crecimiento casi nulo en el sector automotriz, y el de maquinaria va a crecer entre 5 y un 7 por ciento, más o menos.

¿El panorama económico en Colombia es favorable?

Es muy saludable, aunque claramente puede verse afectado por futuras crisis internacionales. El país está capitalizado, está estable, está con normas claras, por ello, es probablemente el país más atractivo para la inversión extranjera en Suramérica.

CONSTANZA GÓMEZ G.

ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Siga bajando para encontrar más contenido