Dislicores se propone llegar a las 50 tiendas
en los próximos años

Completa 16 puntos en el país, con la apertura de una megatienda de 500 metros cuadrados, que inaugura mañana en la capital del país.

Esteban Londoño, director comercial de Dislicores.

Esteban Londoño, director comercial de Dislicores.

Archivo particular

POR:
Portafolio
diciembre 10 de 2018 - 10:30 p.m.
2018-12-10

La importadora y comercializadora de marcas nacionales, Dislicores, tiene un agresivo plan de crecimiento de sus tiendas.

Así lo anuncia Esteban Londoño, director comercial de la compañía, quien dice que la meta es completar 50 tiendas en los próximos dos o tres años, teniendo en cuenta que hay zonas del país en las cuales existe potencial de crecimiento para su portafolio.

A Dislicores le interesa, por ejemplo, llegar a Tunja, Villavicencio y las ciudades del Eje Cafetero, indica. “También será clave posicionarnos más en las principales ciudades”, señala el empresario.

En ese camino de expansión, mañana abrirá las puertas una megatienda que se considera la más grande del país con 500 metros cuadrados, en el norte de Bogotá.

“La tienda exhibe los licores y está organizada de estándar a premium. Hay cristalería, accesorios de alta cama y algunos alimentos complementarios como jamones”, dice.

La inversión en este nuevo punto es de $1.200 millones y es parte de los $3.000 millones que destinó la compañía en algunas aperturas y remodelaciones. Actualmente, operan 16 Dislicores Store, de las cuales cinco están en Medellín y cuatro en Bogotá, sumando la que se inaugura.

También están en Cali, Barranquilla, Cartagena, Ibagué, Bucaramanga, Montería y Valledupar. En esta última capital incursionó en el 2018.

Para Esteban Londoño, el espíritu de estos establecimiento es fomentar la experiencia y el conocimiento alrededor de los licores.

El 50% de la oferta se concentra en el vino y otro 30% se dedica a los whiskys. El resto, se concentra en ginebras y ron premium, o tequila de alto desembolso.

“Tenemos anaqueles con vinos ofertados porque lo que ha pasado con la legislación es que la gente busca precios bajos y tenemos desde productos de caja hasta los ‘top’”, manifiesta Londoño. “Tenemos la certeza de poder hacer una oferta con los vinos en la que tenemos manejo del margen de importación para tener precios favorables para los clientes, en comparación con los canales en los cuales distribuye Dislicores”, precisa.

Atender clientes institucionales y ventas por internet son otros negocios que hace desde sus locales.

Siga bajando para encontrar más contenido