Gobierno alista los protocolos de la nueva normalidad aérea

Ingreso limitado a aeropuertos, toma de temperatura, uso de tapabocas obligatorio y limpieza de aviones, algunos de ellos.

Aeropuerto El Dorado

Personal de salud da instrucciones para el lavado de manos en una de las entradas del aeropuerto El Dorado de Bogotá.

AFP

POR:
Portafolio
mayo 13 de 2020 - 10:27 p.m.
2020-05-13

Aunque todavía el Gobierno no ha establecido la fecha para reanudar la operación aérea de pasajeros y tampoco cuáles son los aeropuertos que entrarán en funcionamiento de forma paulatina, sí trabaja en perfeccionar los protocolos que regirán la nueva normalidad aérea de cara a mitigar la expansión del coronavirus en el país.

(¿Llegó el momento de abrir del todo los cielos en el país?). 

En las últimas semanas, la Aeronáutica Civil, los ministerios de Transporte y de Comercio, Industria y Turismo, los concesionarios aeroportuarios, las aerolíneas, organizaciones del sector (como la Asociación del Transporte Aéreo Internacional -IATA-), entre otros, han aunado esfuerzos para pulir estos protocolos, incluso, de la mano de autoridades de aviación del mundo como las de China y Corea del Sur.

La ministra de Transporte, Ángela María Orozco, dijo que “se ha trabajado en protocolos de bioseguridad para el momento en el que se restablezcan los vuelos domésticos. Sobre los internacionales todavía no hay una definición”.

Incluso, manifestó que todavía en el ajuste de los nuevos parámetros para volver a volar se adelanta el debate de la silla de por medio al interior de las aeronaves. “Algunas compañías lo han adoptado como práctica. Es necesario restablecer la confianza de usuarios en el transporte aéreo”, aseguró la funcionaria.

LAS REGLAS DE LA NUEVA NORMALIDAD 

El director de la Aeronáutica Civil, Juan Carlos Salazar, explicó a Portafolio en qué dimensiones serán aplicados los protocolos de bioseguridad sin perder de vista, más allá de la conectividad aérea esencial, que prime la vida y la salud de usuarios, tripulantes y personal de las terminales aéreas.

Los lineamientos de la nueva normalidad aérea que se viene incluyen, en primer lugar, que antes de un vuelo (y en el momento de su arribo a la ciudad de destino) se controle la temperatura de los viajeros.

Seguido de esto, detalló el Director, “se tiene previsto el ingreso restringido a los aeropuertos, solo entran pasajeros y quienes trabajan allí. Buscamos reducir las aglomeraciones. Vamos a pedir a los pasajeros que lleguen con su chequeo electrónico para evitar demoras y congestiones”.

Por otra parte, explicó, se exigirá el uso de elementos de protección personal como tapabocas. Asimismo, dejó claro que a los viajeros que lleguen a las terminales a tomar sus vuelos se les pedirá que de forma expedita se dirijan de inmediato a las salas de abordaje para evitar que en las zonas comunes se formen aglomeraciones.

En cuanto a desinfección y limpieza, el protocolo establece parámetros para que los responsables de operar los aeropuertos hagan procedimientos de rutina que involucren salas de abordaje, áreas públicas, entre otros espacios.

De igual forma, con los protocolos los usuarios, tripulaciones y empleados de los aeropuertos quedan obligados a respetar el distanciamiento social en áreas como, por ejemplo, counters, escáneres y, también, en las filas para el abordaje de las aeronaves.

Por otra parte, al interior de los aviones no se prestará servicio a bordo y se pedirá a los viajeros no utilizar sistemas de entretenimiento a bordo (como pantallas, teléfonos móviles, entre otros) y, tampoco, los baños.

De igual forma, este protocolo impartirá instrucciones a aeropuertos y aerolíneas para que su personal use todos los elementos de protección necesarios y se capacite correctamente para identificar a tiempo situaciones de riesgo biológico y reaccionar de manera adecuada.

“Además de pedirles a aerolíneas y a aeropuertos implementar procesos de desinfección especial, será necesario que actualicen su plan de emergencias para así tener capacidad de reacción ante el riesgo biológico”, afirmó Salazar.

Entretanto, la Asociación del Transporte Aéreo Internacional (que representa a 290 aerolíneas que suman el 80% del tráfico mundial), respaldó el uso de tapabocas para los usuarios y de mascarillas para las tripulaciones, pero rechazó el distanciamiento social a bordo, con el que el que las sillas intermedias se dejarían vacías.

“La industria de la aviación trabaja con los gobiernos para reanudar la actividad en un entorno de seguridad. La evidencia sugiere que el riesgo de contagio a bordo de un avión es bajo. Debemos encontrar una solución que combine confianza para los pasajeros y costos asequibles para las aerolíneas”, afirmó Alexandre de Juniac, consejero delegado de la Asociación.

PASOS PARA RESTABLECER LAS OPERACIONES AÉREAS


El plan que alista el Gobierno Nacional para restablecer la actividad aérea de pasajeros cuenta con varias etapas.

La primera de ellas, contó el Director de la Aeronáutica, se llama activación selectiva y busca definir un primer grupo de aeropuertos “donde también se implementan estrictas medidas de control y bioseguridad tanto en el origen como en el destino”.

Después de esta, se contempla una activación moderada donde podrían incorporarse otras terminales aéreas dependiendo de cómo vaya evolucionando la pandemia.

Una tercera fase, indicó, busca incrementar otro tipo de servicios y más aeropuertos buscando progresivamente la recuperación de la conectividad aérea.

“Hemos incorporado el slot sanitario el cual busca balancear la capacidad que tiene un aeropuerto de procesar un número de pasajeros, evitando aglomeraciones y garantizando que puede cumplir con las medidas de bioseguridad planteadas”
, concluyó Salazar.

TIQUETES SE ENCARECERÍAN 

La Asociación del Transporte Aéreo Internacional (IATA), advierte que dejar una silla vacía encarecería hasta en un 50% las tarifas en América Latina. Esto quiere decir que el costo promedio de un tiquete en la región pasaría de US$146 a US$219.

Incluso, la IATA sostiene que si el asiento vacío en la fila de la mitad se adopta como regla generalizada, la era de los vuelos de bajo costo habrá llegado a su final. Por otra parte, la Asociación señala que a pesar de que se deje sin ocupar la silla intermedia, los niveles de distanciamiento sociales no serán suficientes ya que el ancho promedio de un asiento es menor a los 50 centímetros.


Recomendados

  • NEGOCIOS
  • TENDENCIAS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido