La impresión vuelve a los hogares

Algunas impresoras bajaron el costo por página y favorecen la impresión en casa.

Impresoras

Archivo Portafolio.co

Impresoras

POR:
febrero 28 de 2012 - 06:33 a.m.
2012-02-28

A finales de los 90 y principios del siglo XXI la agresiva venta de computadores con impresora a bordo hizo que en los hogares se imprimieran más documentos, como trabajos del colegio para los jóvenes y papeles de trabajo para los adultos.

No obstante, una vez se acababa la tinta, la impresora de inyección pasaba al cuarto de los chécheres o se consumía debajo del polvo sobre los escritorios.

El costo del consumible hacía que la impresora se convirtiera en una pieza de museo que servía para trancar las puertas, o que los padres conscientes del ahorro optaran por comprar cartuchos ‘reentintados’ de dudosa procedencia, hasta que el aparato dejara de funcionar.

Así, el elevado costo de los consumibles de tinta originales hizo que el modelo de imprimir en casa perdiera atractivo y por ello el usuario del hogar decidió imprimir solo lo estrictamente necesario en quioscos, misceláneas o tiendas que ofrecieran el servicio, a menudo con costos entre 300 y 500 pesos por página en negro, o a partir de 1.200 pesos en color.

Sin embargo, empresas como Samsung decidieron lanzar para el mercado de los hogares impresoras láser de bajo costo, aunque el tema del tóner de tinta siempre fue una preocupación para el bolsillo de los usuarios.

Más recientemente, compañías como Epson volvieron a mirar hacia el hogar con equipos de inyección de tinta que operan bajo un modelo un poco diferente, y es el de los tanques de tinta en lugar de los costosos cartuchos.

Así las cosas, los tanques de tinta se pueden recargar muchas veces y, lo más importante, con cada carga la impresora ofrece capacidad para imprimir 12.000 páginas en negro y 6.500 en color, como es el caso del modelo Epson L200: “El modelo detrás de esta tecnología consiste en que el usuario en el hogar deje de preocuparse porque sus hijos imprimen más allá de lo estrictamente importante”, opina Francisco Valderrama, gerente de Epson para Colombia.

Los modelos de impresoras de hace algunos años imprimían menos de mil páginas en negro con cada cartucho, que a menudo se rellenaba de tintas ‘piratas’ y por ello sufría la calidad.
LAS IMPRESORAS LÁSER VERSUS LAS DE INYECCIÓN DE TINTA
En la dura pelea entre las láser y las de inyección de tinta aún no se declara un vencedor, pues el argumento a favor que tenían las primeras era que el costo inicial era mayor, pero que había un retorno de la inversión a medida que se imprimía, por el costo más bajo por página. No obstante, la inyección de tinta bajó a niveles de precio accesibles y ahorran más energía porque no se calientan, cosa que sí hacen las láser, pues tienen que convertir en líquido el polvillo del tóner o cartucho. Las de inyección también escanean y fotocopian documentos.

Siga bajando para encontrar más contenido