close
close

Empresas

Nace otro proyecto minero de carbón a gran escala en Cesar

Con la integración de dos contratos, Drummond da paso al proyecto ‘El Corozo’

Carbón

Este proyecto unificado tendrá una producción anual máxima estimada de alrededor de 3,5 millones de toneladas/año.

Cortesía

POR:
Portafolio
junio 11 de 2021 - 10:20 a. m.
2021-06-11

La Agencia Nacional de Minería (ANM) y Drummond firmaron la integración de dos de sus contratos de mediana minería de carbón (#284-95 y #283-95), anteriormente conocidos como Rincon Hondo y Similoa, en uno solo de gran minería denominado El Corozo.

(Lea:  Así le quitarían 'protagonismo' al carbón en la generación de energía)

Este proyecto unificado, ubicado en los municipios de La Jagua de Ibirico y Chiriguaná (Cesar), tendrá una producción anual máxima estimada de alrededor de 3,5 millones de toneladas/año.

(Lea:AIE pide empezar a renunciar desde ya a industria petrolera)

A través de un comunicado, la compañía minera señaló que la integración de estos contratos incluyó una cláusula de inversión social para las comunidades de La Jagua de Ibirico y Chiriguaná (Cesar) y de Ciénaga (Magdalena), en proyectos que contribuirán a la disminución de la pobreza (ODS#1) y al mejoramiento de la calidad de vida de sus habitantes.

Así mismo, la ANM y Drummond acordaron el pago de una contraprestación adicional en escenarios de precios altos, incrementando de esta manera los ingresos de la Nación. El potencial incremento en la producción de carbón, con la integración de los contratos, también aumentará los ingresos de la Nación por concepto de regalías y compensaciones.

Esta es una buena noticia para Drummond, sus más de 5.000 empleados directos, más de 5.000 trabajadores de contratistas, para el Cesar, el Magdalena y, en general, para el país. Luego de tener un difícil año 2020, debido a las condiciones internacionales del mercado del carbón y a la pandemia, con la operación de esta nueva área, la compañía espera mantener los actuales niveles de empleo, así como sus compras de suministros, además de la producción y exportación de carbón a largo plazo”, señaló José Miguel Linares, presidente de Drummond.

Con la integración de los títulos de Rincón Hondo y Similoa, que dan como resultado el nacimiento de la nueva mina El Corozo, dando avance y continuidad a la explotación del proyecto La Loma, permitirá una mejor recuperación del mineral, desarrollar un adecuado plan de cierre y mantener el nivel de producción para mezcla con carbón del Descanso Norte.

Los dos proyectos no integrados sumarían reservas de alrededor de 47 millones de toneladas. Con la integración, pasaría a 151 millones de toneladas de carbón térmico de reservas durante la vida del proyecto, incrementando así el pago de regalías directas al departamento y municipios productores hasta 2035 y con reservas hasta el 2049”, indicó Juan Miguel Durán Prieto, presidente de la Agencia Nacional de Minería (ANM).

Con el aumento en la producción del mineral de este proyecto, el promedio ponderado de pago de regalías se incrementaría de un 7,69% a 9,67%.

Es preciso señalar que, a partir del octavo año de explotación del proyecto integrado se registra un aumento en la producción, y como lo estipula la ley, al incrementarse en más de 3 millones de toneladas la producción al año, la tarifa de regalías sube del 5% al 10% más una compensación del 3% se alcanzaría un total del 13%. A diferencia, cuando los contratos se desarrollan por separado, el % para la Nación siempre será del 8% discriminado en 5% de regalías y 3% de compensación.

De esta forma, se proyecta que para el 2035 el departamento reciba por concepto de regalías directas, lo correspondiente a $18.371.367.283,50. Por su parte, los municipios del área de influencia, esto es, la Jagua de Ibirico y Chiriguaná percibirían conforme a la proyección un monto de $18.371.367.284.

“Estas proyecciones son favorables y ratifican el potencial carbonífero del país, recordemos que el carbón ha sido el principal recurso minero de exportación en Colombia y representó el 53% del PIB minero nacional en 2020, razón por la cual debemos seguir aprovechando su explotación con gestión social, rentable y competitiva; ambientalmente sostenible y tecnológicamente sustentable”, aseguró Durán Prieto.

Con la integración del contrato minero, se pactó una cláusula de gestión social que determina la inversión obligatoria y ejecución de proyectos sociales que beneficien a las comunidades, correspondientes al mayor valor entre 200,000 USD y el 0,3% de los ingresos brutos cada año.

Así mismo, el contratista a título de contraprestación económica por la explotación del recurso natural no renovable, pagará una participación adicional cuando se presente un escenario de precios altos.

Destacados

  • NEGOCIOS
  • TENDENCIAS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido