close
close

Empresas

Nuevos espacios para aprender, reto de las universidades en pandemia

Directivos de instituciones de educación superior enumeran desafíos de su labor.

Educación

La migración a entornos virtuales también representó un reto para las universidades que llevaban un modelo de aprendizaje únicamente presencial.

CEET

POR:
Juliana Peña
diciembre 01 de 2021 - 03:13 a. m.
2021-12-01

Uno de los sectores más afectados durante la pandemia fue la educación. De hecho, según un informe de la Universidad Javeriana, las matrículas en Instituciones de Educación Superior descendieron 23,3% en 2020, frente al 2019.

(Vea: Las lecciones que deja la pandemia del covid, según CEOs de Colombia).

La migración a entornos virtuales también representó un reto para las universidades que llevaban un modelo de aprendizaje únicamente presencial. Mientras que para las instituciones, bajo un modelo híbrido, la pandemia les permitió intensificar sus saberes y ofrecer una mejor calidad de educación para sus estudiantes.

Portafolio entrevistó a los rectores de la Fundación Universidad América, el Politécnico Grancolombiano y la Universidad Autónoma de Bucaramanga quienes respondieron las siguientes preguntas:

1. ¿Cómo asumió la universidad la educación en pandemia?

2. ¿Qué inversiones hizo la institución para garantizar una educación virtual de calidad?

3. ¿Cuáles retos deja en el sector educativo la pospandemia?

(Vea: Mejorar el servicio en la red logística, el reto de los ‘marketplaces’).

JUAN FERNANDO MONTAÑEZ MARCIALES
Rector del Politécnico Gran Colombiano


1. Al afectarse la economía de los estudiantes, en nuestro caso particular, a través de ‘Huellas Gran Colombianas’ y otros esfuerzos que hizo la Universidad, ofrecimos una serie de descuentos para aliviar las cargas en las matrículas. Además, habilitamos un sistema de becas para que los estudiantes tuvieran la posibilidad de continuar en el sistema, pero sí perdimos algunos en el proceso, producto de la afectación por el desempleo.

2. A diferencia de las universidades de programas presenciales, nuestra institución, con 14 años de modelos de educación 100% virtual, no asumió un reto tan difícil, al tener claras la plataformas de mediación en este tipo de aprendizaje. Obviamente los estudiantes que estaban en la modalidad presencial migraron a algo muy parecido a lo que han hecho todas las instituciones, que es precisamente ese tipo de acompañamiento a través de tecnología de las clases presenciales hacia la virtualidad, a través de cámaras y computadores.

3. El reto que deja es implementar un modelo híbrido de acuerdo con las inteligencias múltiples, es decir, tener claro que la gente aprende de formas distintas. Entonces esto es lo que deben contemplar las aulas virtuales, diferentes tipos de estrategias que le permitan a todo este tipo de poblaciones poder aprender en un mismo espacio. A diferencia de lo que se hizo en pandemia que fue conectar precisamente las clases magistrales, a través de tecnología.

Juan Fernando Montañez Marciales

Juan Fernando Montañez Marciales, rector del Politécnico Gran Colombiano.

Archivo particular

MARIO POSADA GARCÍA PEÑA
Rector de la Fundación Universidad América


1. La pandemia llegó de forma intempestiva, no hubo tiempo de prepararnos para responder a ella. En la realidad de la Universidad de América, gracias a un trabajo minucioso, riguroso y articulado, centró su prioridad en el bienestar de los miembros de la comunidad universitaria. La institución puso en marcha a través de la Dirección de Bienestar Institucional una estrategia de acompañamiento integral a los estudiantes, a través de la cual abordamos, de forma responsable aquellos casos de riesgo, detectamos casos de estudiantes cansados, bajos de ánimo o desmotivados.

2. Durante la pandemia logramos obtener el primer registro calificado único para un programa académico, en este caso para la Especialización en Gerencia de la Calidad, la que nos permitió consolidar el primer programa bajo modalidad 100% virtual en la historia de nuestra institución. También ha sido un tiempo valioso para fortalecer e invertir en la arquitectura tecnológica de la Universidad y su campus virtual.

(Vea: Logística, un sector que apuesta al 100% por la digitalización).

3. Para la Universidad de América este tiempo se convirtió, sin saberlo, en una magnífica oportunidad para dar pasos agigantados en dirección a una transformación académica, hecho que amplió los horizontes de ese proyecto educativo que hace 65 años soñaron nuestros fundadores. Ahora podemos hablar de nuestros primeros pasos hacia la transformación digital, vista no solo como inversión en infraestructura sino como un reto de transformación cultural.

Mario Posada García Peña

Mario Posada García Peña, rector de la Fundación Universidad América.

Archivo particular

JUAN CAMILO MONTOYA BOZZI
Rector de la Universidad Autónoma de Bucaramanga

1. La Unab pudo reaccionar con bastante agilidad, apoyada en una trayectoria de casi 20 años en educación virtual. Esto nos ayudó mucho para hacer una transición sin problemas en una semana y que el semestre no se interrumpiera. Además, brindamos apoyo a estudiantes y profesores, de manera prioritaria, con una gran movilización de computadores desde la Universidad hacia sus estudiantes. Por otro lado, les ofrecimos un acompañamiento a los maestros para capacitarse en estos nuevos formatos, con más herramientas tecnológicas y más contenidos para mostrar.

2. Después de asumir la emergencia inicial, a mediados del año pasado, adaptamos salones con mejor tecnología de audio y de video para los modelos de alternancia. Hoy tenemos 80 espacios académicos con estas adecuaciones. También hicimos un plan de capitalización de infraestructura, que es una reflexión bastante profunda sobre lo que es nuestra estructura en este momento y cómo la debemos modernizar y transformar para nuevos usos en la universidad.

(Vea: Agro, la despensa que no cerró por pandemia y fortaleció su logística).

3. El reto más importante es que el sistema, liderado por el Ministerio de Educación, adopte modelos mucho más flexible para impartir los programas académicos que nos permita combinar las diferentes modalidades. Por otro lado, las universidades deben involucrase con los problemas más concretos de la población, en asuntos sociales, de salud pública y económicos. Además del desafío que tienen los docentes para enseñar con otros lenguajes.

Juan Camilo Montoya Bozzi

Juan Camilo Montoya Bozzi, rector de la Universidad Autónoma de Bucaramanga

Archivo particular

JULIANA PEÑA
Periodista Portafolio

Destacados

  • NEGOCIOS
  • TENDENCIAS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido