Empresas

Postobón avanza en diversificación de su portafolio

La empresa busca que por lo menos el 50% de sus bebidas llegue a ser sin azúcar añadido.

Martha Ruby Falla, directora de sostenibilidad de Postobón

Martha Ruby Falla, directora de sostenibilidad de Postobón.

POR:
Portafolio
mayo 04 de 2021 - 08:11 p. m.
2021-05-04

La compañía de bebidas Postobón avanza en la reducción calórica de su portafolio.

Esa es parte de su tarea de sostenibilidad, según anuncia la directora de esa área en la empresa, Martha Ruby Falla.

(El auge de nuevos productos mueve el mercado de bebidas). 


“Sabemos que las expectativas de los consumidores han cambiado, que hay mucho interés positivo en los reguladores de traer exigencias que ya hacen carrera a nivel internacional”, comenta.

En ese sentido, agrega, estas preocupaciones están relacionadas con el interés de que se hagan efectivas normas relacionadas con reducción calórica y etiquetado.Esa tarea la hace la compañía desde el 2018, sostiene la directiva.

“La promesa de valor para nuestros consumidores es que ellos siempre tengan un producto de la marca en cualquier momento del día”
, explica .

(El portafolio de bebidas de Postobón da un giro: 52% no son gaseosas). 


En ese sentido, detalla que eso se ha traducido en un ejercicio muy serio y fuerte. Así, el 51% del volumen de sus ventas provino de bebidas diferentes a las gaseosas, con lo cual se demuestra una gran capacidad de diversificación de oferta.

Esto incluye aguas, bebidas de fruta, energizantes, hidratantes y hasta bebidas lácteas que van muy bien en el mercado, señala.

Por su parte, el 87% del volumen de ventas de Postobón correspondió a bebidas con bajo, reducido o sin azúcar añadido.

“Nosotros queremos que, por lo menos el 50% llegue a ser sin azúcar añadido”
, dice Martha Ruby Falla.

En el marco de este objetivo, agrega, es necesario recordar que la recomendación de la Organización Mundial de la Salud, a la cual se va a acoger el país con la regulación que está próxima a salir del Ministerio de Salud es que “las bebidas que tengan más de 5 gramos de azúcar añadida por cada 100 ml vaya con sello restrictivo”.

“Hacemos un esfuerzo de transformación porque queremos realmente que nuestras bebidas no requieran el sello”
, indica al presentar el balance de sostenibilidad de la compañía de bebidas en el 2020.

En general, la empresa resalta el aumento en la inversión social de Postobón en ese año tan complejo para el país por los efectos de la pandemia.

El aumento fue un 70% más que en el 2019, con una cifra cercana a los $30.000 millones, impactando dos millones de personas.

“En el impacto de la crisis seguimos operando y funcionando, pero la gente y los grupos de interés siguieron siendo relevantes y quisimos estar más presentes”, señala Falla.

De hecho, llama la atención en que siendo la actividad física un aspecto clave en estos tiempos de sedentarismo por el aislamiento, la compañía mantuvo su programa ¡Boom! Activa tu Vida, que benefició a 60.000 estudiantes con actividad física y formó en el tema a 449 docentes en 59 instituciones de siete departamentos (Santander, Cauca, Tolima, Atlántico, Risaralda, Cundinamarca y Antioquia). Asimismo, con el apoyo a eventos deportivos profesionales y recreativos, la compañía sensibilizó a 3,5 millones de personas sobre la importancia del ejercicio.

OTRAS ACCIONES

En línea con la emergencia sanitaria, la compañía destinó $8.700 millones a acciones solidarias enfocadas a la atención de contingencias sociales causadas por el coronavirus.

Fue el caso del apoyo a la iniciativa InnspiraMED, articulada por Ruta N, bajo el propósito de crear dispositivos médicos que ayudarán a pacientes afectados por el virus. Esta iniciativa recibió $5.500 millones para el desarrollo de ventiladores mecánicos a usarse en pacientes críticos. Igualmente, en la emergencia sanitaria, Postobón entregó 10 millones de litros de agua y otras bebidas a comunidades vulnerables en 26 departamentos.

En materia financiera, Postobón y sus compañías relacionadas, pertenecientes al sector de bebidas de la Organización Ardila Lülle reportaron ingresos por $2,9 billones y el pago de impuestos a nivel nacional, regional y local por $326.705 millones.

En medio de las complejidades, explicó Martha Falla, la empresa mantuvo sus 18.338 empleos, de los cuales casi 11.000 fueron empleos directos.

De otro lado, el programa MiPupitre Postobón, que convierte las cajitas de Tetra Pak de Hit y Tutti Frutti en mobiliario escolar, alcanzó, desde su creación en 2015, un acumulado de 36.076 piezas de mobiliario entregadas para beneficio de 60.503 estudiantes de 121 instituciones educativas públicas, permitiendo, además, el reciclaje de 1.384 toneladas de material de Tetra Pak.

El año pasado la compañía lanzó el programa FARO (Fortalecimiento a Asociaciones y Recicladores de Oficio), para apoyar integralmente e su primera etapa a 1.300 recicladores en siete departamentos con inversiones superiores a los $470 millones.

En cuanto a su aporte al cambio climático y a la economía circular, Postobón destaca que mejoró en su Índice de Consumo de Agua por litro producido, pasando de 2,31 a 2,26 litros.

Este indicador ha mejorado un 30% en los últimos tres años. Igualmente, generó un ahorro de 12% en el consumo de agua en sus procesos productivos, redujo un 13% la cantidad de agua vertida y continuó con la protección directa de 7.365 hectáreas de ecosistemas clave para la biodiversidad y el apoyo a fondos de agua como Biocuenca y Cuenca Verde, en los santanderes y en Antioquia, respectivamente.

Destacados

  • NEGOCIOS
  • TENDENCIAS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido