Invertir en un buen camión: un camino de decisiones y rentabilidad

Mirando la coyuntura actual del transporte de carga, conozca los factores que debe tener en cuenta un inversionista para comprar un nuevo camión.

Camión

.

POR:
ARTÍCULO PATROCINADO
septiembre 27 de 2018 - 09:53 a.m.
2018-09-27

El mercado colombiano de venta de camiones se rige regularmente por las volquetas y mezcladoras, destinadas principalmente a las obras de construcción. Pero, durante 2018 se han dado un par de temas coyunturales que han jalonado la venta de este tipo de vehículos. El primero fue la renovación de la infraestructura logística de las basuras en Bogotá, que representó una venta grande para el sector.

En segunda instancia y como un fenómeno digno de destacar, la economía del transporte ha encontrado un aliado constante este año en el transporte de alimentos y de abarrotes, esto gracias al crecimiento de tiendas como Justo y Bueno, D1, Ara, entre otras.

Los modelos de negocio de estos locales exigen unas flotas actuales, de buena resistencia y con condiciones para hacer muchos kilómetros constantemente, pues en la eficiencia de la repartición radica una de las claves de estas nuevas tiendas.

Rentabilidad, factor clave

Precisamente un camión eficiente va a generar más ingresos, y eso sí, en ningún sector el tiempo vale tanto como en el del transporte.

El comprador de un camión en nuestro país es sumamente racional. Debido a las condiciones de nuestro terreno, los transportadores optan mayoritariamente por camiones económicos, que puedan cubrir grandes distancias y reduciendo la cantidad de paradas.

“Más allá de la coyuntura, los colombianos sin duda buscan camiones que aumenten la rentabilidad. En nuestro caso el producto que más se comercializa, dentro de esta gama de camiones en Colombia, es el FRR, ya que cuenta con un tanque de 200 lts y un motor 4HK1 de 5193 CC. con tecnología Isuzu 100 por ciento japonesa que optimizará el consumo de combustible y disminuirá las paradas de tanqueo”, indica Julián Galarza González, coordinador de Producto y Mercadeo de la línea de camiones Chevrolet.

Más allá de la necesidad, el mercado juega

Hay variables que pesan a la hora de la compra de un camión de gran tamaño, pero sin duda la excepción de cupo es una variable incuestionable. La oferta de camiones por debajo de 10.5 toneladas, estos son muy apreciados por los empresarios, pues no deben pagar cupo de mercado según lo determina el Ministerio de Transporte.

Por ejemplo, camiones como el FRR de Chevrolet están justo por debajo del límite, pesando 10.4 toneladas. Pero evidentemente hay empresas que necesitan transportar cantidades bastante más grandes, por lo cual en algunos casos la excepción de cupo cuso es asumida como un factor en la compra.

En este sentido, Chevrolet, que es la marca con mayor influencia en el mercado vehicular en Colombia, viene trabajando en los últimos años en el desarrollo de camiones cada vez más acordes a las necesidades locales, lo cual se ha convertido en una condición de mercado, y hasta diseñados con elementos acordes a los requerimientos de los transportadores.

“El nuestro es un mercado particular por las condiciones del camino, por esto siempre una inversión deber ser mediada con inteligencia y sin afanes”, argumenta Galarza.
Hay algo claro, y es que cada vez que se aumenta la tecnología al vehículo, aumenta su valor. Pero, de esta misma manera, ese aumento es directamente proporcional con los ahorros en gastos adicionales como reparaciones, autopartes, etc.

Igualmente existe un concepto relativamente nuevo dentro del mercado del transporte en Colombia: costo de tenencia. Anteriormente los dueños de camiones en nuestro país no tenían muy en cuenta a la hora de hacer un balance las horas perdidas por no contar con un vehículo realmente eficiente: que tenga buena calidad y no se la pase varado, y que además sea fácil de reparar sin importar donde esté.

Por ejemplo, en una de estas necesidades de mercado, radica en contar con una red nacional de concesionaros, lo cual ha sido trabajado por ejemplo por Chevrolet en Colombia, contando con más de 50 puntos de concesionarios especializados en el territorio nacional y más de 500 personas para la atención.

“El flujo de caja en el transporte debe ser analizado en la entrada, en la adquisición. Calcular cuánto realmente serán gastos extra”, comenta Julián Galarza de Chevrolet.
Para que sea haga una idea del tamaño y la diferencia de los modelos, tan solo Chevrolet tiene en su Serie F 6 líneas diferentes de camiones, un ejemplo que demuestra el gran espectro y lo específico que puede ser cada tipo de carga. En el acumulado anual de venta de camiones, Chevrolet participa con el 40% de los números, siendo el FRR el que más ventas representa para la marca.

Para más información haga clic aquí.

Siga bajando para encontrar más contenido