Las 20 habilidades de un buen líder de recursos humanos

Esta guía fue elaborada por Meta4, una multinacional de tecnología y servicios especializada en gestión del talento.

Recursos humanos

Según el análisis de Meta4, el líder de recursos humanos de hoy debe ser capaz de influir en las decisiones estratégicas de la compañía.

Archivo particular

POR:
Portafolio
junio 21 de 2019 - 07:49 p.m.
2019-06-21

El gestor de talento humano debe tener una amalgama de capacidades que le permita desarrollar y sacar adelante el motor de la organización: la gente.

(Qué recurso humano utilizar en la transformación digital). 

“Hoy en día, su puesto es altamente estratégico y una buena gestión puede marcar la diferencia entre las organizaciones excelentes y aquellas que se quedan atrás. Como bien es sabido, vivimos en un momento en el que es muy difícil encontrar a los profesionales adecuados para cada posición y más aún, retenerlos”, anota Meta4, una multinacional de tecnología y servicios especializada en gestión de los recursos humanos.

La firma desarrolló un documento con lo que llama 20 consejos y las 20 capacidades que considera fundamentales para un director de recursos humanos corporativo.

(Los retos del área de Recursos Humanos). 


“Se podrían citar más, pero éstos son los imprescindibles para constituir una guía efectiva que asista en el desarrollo y mejora de sus competencias, así como en el trabajo diario”.

El análisis de las recomendaciones y las respectivas habilidades que se necesitan, las aborda Meta4 desde cuatro dimensiones: la estrategia, la gestión, la comunicación y las aptitudes personales.

1
ESTRATEGIA 

Gestionar cambio


La competencia clave sobre la que hay que trabajar es la “capacidad de adaptación al cambio”. Si la única certeza es que todo cambia, hay que abrazar cada nuevo contexto y no tener miedo. Se requiere adaptabilidad.
2
Predecir el futuro

Es necesaria la capacidad de detectar tendencias emergentes y anticiparse. Clave, la curiosidad constante para estar atentos a la realidad local y mundial, leer medios y estudios, analizar, viajar y caminar mucho.
3
Más educación continua 

Es una responsabilidad cuidar que no haya desfase entre las tareas asignadas a los empleados y su formación para desempeñarlas. Sería ideal hacerlo en una plataforma accesible, que se nutra de la inteligencia colectiva.
4
Alineado con la dirección 

Hoy, Recursos Humanos trabaja conjuntamente con la dirección y el resto de departamentos. Y no sólo lo hacen alineados, sino que sus indicadores son fundamentales para la dirección del negocio y para los CEO.
5
Potenciar los RR.HH. 

El director de RR.HH. ha de tener picardía y saber cómo promocionar su departamento entre los empleados y entre el comité directivo para conseguir su adhesión a las políticas y hacer que se sientan como propias.
6
GESTIÓN 

Integrar lo global y lo local


Una buena política de recursos humanos es fruto de una labor de diálogo y de puesta en común de las best practices de la empresa a nivel internacional, en línea con el fomento de una cultura flexible e integradora.
7
Gestionar la diversidad

Aquí es clave la capacidad de integración en un entorno en el que convergen generaciones, nacionalidades y contextos culturales. Convendrá formar a los empleados desde muy temprano para la movilidad internacional.
8
Gestionar la complejidad en un entorno global

La gestión del talento plantea desafíos. Por un lado, el reto del “Gap de talento” o la distancia entre las competencias requeridas y las que se encuentran en los empleados. Esto requiere herramientas de búsqueda del mejor talento a nivel internacional, así como saber formar y encontrar al mejor a nivel interno. Otro reto es el de la retención, frente a un número muy bajo de la plantilla verdaderamente fidelizada.
9
Contar con la mejor tecnología de gestión

Una solución con una única identidad personal mundial para cada empleado y a lo largo su vida laboral facilitará la tarea. También ayudará que atienda necesidades locales y recoja reportes sobre lo que pasa en tiempo real. 

10
Potenciar la experiencia y la pertenencia 

Ya no se trata solo de premiar a los empleados, sino de hacer que sus días en la empresa sean placenteros. Potenciar la iniciativa, la innovación y la creatividad, así como la flexibilidad laboral ayudarán a generar una buena experiencia.
11
COMUNICACIÓN 

Eje de comunicación


Recursos humanos no puede estar aislado. Debe ser fuente de información para toda la empresa y eje central de la comunicación, de tal manera que exista una organización donde esa información circule libremente.
12
Tener enfoque de marketing 

Los vínculos estrechos con marketing amplificarán la comunicación hacia los (respectivos) clientes. Las técnicas de mercadeo ayudarán a potenciar el desarrollo de las estrategias del propio departamento de Recursos Humanos.
13
Transmitir identidad corporativa

Ya que una de las labores del director de RR.HH. es transmitir los valores corporativos, esta persona debe ser un reflejo de los mismos y por tanto, un ejemplo de fiabilidad para toda la organización.
14
Por el mejor talento 

Es importante desarrollar una estrategia de selección de talento a nivel mundial con todas las herramientas de innovación que tengamos a nuestro alcance (reclutamiento social, big data y analítica predictiva, etc.).
15
Gestionar cambio en la comunicación 

Hemos pasado de los “mass media” a la comunicación interactiva a través de internet. La organización no puede quedarse anclada en el antiguo modo unidireccional y debe potenciar la interacción en todas los sentidos.
16
APTITUDES PERSONALES 

Ser ejemplo de integridad


Como se decía antes, el líder de recursos humanos ha de ser ejemplo del tipo de gestión corporativa que se quiere promover, de tal forma que sus actuaciones y decisiones han de ir necesariamente alineadas a esta gestión y no ser contradictorias.

Esto significa potenciar una personalidad integra y decidida, lo cual no quiere decir que uno no pueda cometer errores, pero sí ha de tener la capacidad de rectificar y volver a la vía adecuada cuando se presente cualquier situación.
17
Inspirar a toda la organización 

Se ha hablado mucho de las cualidades más importantes de un buen líder, pero es más relevante esta cualidad en una empresa multinacional. Conducir a todas las regiones de la organización hacia un objetivo común, manejar la diversidad e integrar la diferencia requiere un alto grado de compromiso y carisma. Inspirar a toda la organización, independientemente de la geografía o el contexto cultural, no es tarea fácil y requerirá un combinado de lo que hablábamos anteriormente: una comunicación fortalecida, herramientas tecnológicas adecuadas y una buena gestión.
18
Ser influyente 

Hoy en día no sólo vale con ser estratega o gestor, el líder de recursos humanos a nivel corporativo ha de ser un agente del cambio global. Estamos viviendo una post modernidad avanzada en la que lo único permanente es el cambio constante, aunque suene contradictorio.
En este sentido, esta figura debe ser capaz de influir en las decisiones estratégicas de la compañía, para que la gestión del capital humano avance en la buena dirección y no pierda el tren de esta transformación. A su vez, debe persuadir de la necesidad de cambio a todos los niveles de la empresa.
19
Generar confianza

Quien está al frente de RR.HH. debe generar confianza. Se consigue gracias a aptitudes como la coherencia, responsabilidad, dedicación y el fuerte liderazgo. El no saber qué va a pasar en una época de constantes cambios puede generar estrés, ansiedad o miedo en muchos empleados, por lo que ha de potenciarse la confiabilidad a nivel corporativo.
20
Flexibilizar y conciliar

​Hay que estar abierto a los cambios ya que, la tónica es la incertidumbre. Esto obliga a improvisar, adaptarse a nuevas situaciones y buscar siempre una mejora sobre el estatus vigente. Es necesario ser flexible ante transformaciones y estar dispuesto a conciliar todos los aspectos de la diversidad.
Siga bajando para encontrar más contenido