Beethoven Herrera Valencia
análisis

Presidentes de América y suicidio político

Varios presidentes de la región que se han suicidado por causas relacionadas con sus funciones.

Beethoven Herrera Valencia
POR:
Beethoven Herrera Valencia
febrero 10 de 2020
2020-02-09 06:39 p. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/23/56ccbf720e655.png

Históricamente los artistas fueron propensos al suicidio, pero en épocas de crisis económica el desespero ante las deudas hace aumentar los casos de suicidio: fue tradicional que muchos se lanzaran al salto del Tequendama huyendo de deudas impagables; y en viaductos de Bucaramaga y Pereira muchas personas se lanzaban al vacío. Pero cuando quienes toman la decisión de quitarse la vida son líderes políticos cabe indagar si actuaron motivados por el desespero de verse superados por problemas de gran alcance, o si se trata de una inmolación para limpiar su nombre.

José Manuel Balmaceda Fernández fue el quinto y último presidente del período liberal chileno entre 1886 y 1891 y se suicidó el 19 de septiembre 1891. Fue una época marcada por desarrollos institucionales, sociales, culturales y económicos, construcción de ferrocarriles, escuelas, hospitales, embarcaciones; el establecimiento del Banco Central y discusiones sobre reformas constitucionales y guerras limítrofes.

Balmaceda propuso nacionalizar las reservas de salitre pero el senado no lo apoyó. La conmoción social y política aumentó cuando el senado (muchos de sus integrantes estaban sobornados por grandes empresas del salitre) decidió no aprobar la ley de presupuesto para el año 1891 y el presidente decide, entonces, aprobar la misma ley del anterior, hecho que se consideró inconstitucional. El congreso toma la medida de destituir al presidente, Balmaceda disuelve el congreso y se desata una guerra civil en el norte del país que enfrenta los intereses del Estado con los dueños del salitre. Murieron alrededor de 10.000 chilenos.

En su testamento político Balmaceda escribió: “Solo cuando se ve y se palpa el furor al que se entregan los vencedores en las guerras civiles, se comprende por qué, en otros tiempos, los vencidos políticos, aun cuando hubieran sido los más insignes servidores del Estado, concluían por precipitarse sobre sus propias espadas”.

Getulio Vargas ejerció la presidencia de Brasil entre 1930 y 1945; y después entre 1951 y 1954, siendo considerado el fundador del populismo en su país y se suicidó el 24 de Agosto de 1954.

A principios del siglo XX Brasil suministraba 3/5 partes del café al mundo y su modelo económico dependía de la exportación de productos agropecuarios, pero Brasil vivía los efectos de la crisis mundial.

Su proyecto político incluía nacionalizaciones, desarrollo industrial y ferroviario y la construcción de la siderúrgica de Volta Redonda. Además impuso restricciones a las compañías que exportaban materias primas e incentivó a la industria nacional gravando con elevados aranceles a los productos importados. Para su segunda época (1951-1954), la situación social y política había cambiado y las fuerzas políticas y armadas contrarias opositoras generan un ambiente golpista. Getulio Vargas decide terminar con su vida dejando escrito en su testamento: “Luché contra la expoliación del Brasil. Luché contra la expoliación del pueblo. He luchado a pecho descubierto. El odio, las infamias, la calumnia no abatieron mi ánimo. Les dí mi vida. Ahora les ofrezco mi muerte. No recelo. Doy serenamente el primer paso hacia el camino de la eternidad y salgo de la vida para entrar en la historia”.

Salvador Allende, primer socialista presidente de Chile fue electo por el Congreso en alianza con la Democracia Cristiana, sin embargo, tiempo después, la Democracia Cristiana pasó a la oposición y fue complaciente con el golpe de Estado liderado por Augusto Pinochet.

Allende venía adelantado profundos cambios en temas como reforma agraria, reformas cambiarias, nacionalización de empresas y de bancos pero la resistencia de los militares se expresó en el asesinato del general René Schneider, destacado militar constitucionalista. Además se presentan paros en el sector del transporte, los cuales según demostró Edward Kennedy fueron financiados por las firmas estadounidenses afectadas por Allende.

El gobierno de Nixon financió con US$10 millones un programa para derrocar a Allende y se desarrolló un programa de presión económica dirigido por Henry Kissinger quien se proponía “Hacer gritar la economía” de Chile.

Después de la renuncia del general Prats (asesinado en 1974 en Buenos Aires) leal a Allende y el nombramiento de Pinochet como general de las fuerzas armadas se planea el golpe de Estado. Mientras el palacio de La Moneda fue bombardeado el 11 de septiembre, Allende lanzó la última proclama: “Tienen la fuerza, podrán avasallarnos, pero no se detienen los procesos sociales ni con el crimen ni con la fuerza. La historia es nuestra y la hacen los pueblos”. Y se suicida.

En República Dominicana Antonio Guzmán asume la presidencia para el período 1978 - 1982 y trató de devolver a los ciudadanos las libertades políticas conculcadas por la larga dictadura de Trujillo y de su heredero Joaquín Balaguer. Tuvo que enfrentar las presiones de las Fuerzas Militares pues muchos de los generales estaban ideológicamente unidos con Balaguer. Se suicidó el 4 de Julio de 1982 afectado por una fuerte depresión pues se había enterado de que muchos de sus amigos habían cometido actos de corrupción.

El más reciente caso ha sido el de Alan García quien en su primera presidencia (1985-1990) generó gran desorden macroeconómico con niveles de inflación de tal magnitud, que obligaron a reemplazar la moneda nacional y se asiló en Colombia frente a graves denuncias de corrupción. Regresó para reelegirse para el período 2006-2011 pero frente al juicio por cargos de corrupción por sobornos de Odebrecht, decidió suicidarse el 17 de abril de 2019, cuando se esperaba una inminente orden de captura en su contra.

Beethoven Herrera Valencia
Profesor, universidades Nacional y Externado
Colaboración: Alexander López

Recomendados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes