Francisco Miranda Hamburger
Editorial

A la promoción 2020

La generación de la pandemia tendrá en el tapabocas el símbolo de la adaptación, la resiliencia y el cuidado que marcarán su vida laboral.

Francisco Miranda Hamburger
Director de Portafolio
POR:
Francisco Miranda Hamburger
mayo 18 de 2020
2020-05-18 10:00 p.m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2019/09/16/5d7ff0bcd1bd5.png

Estamos en época de graduaciones en las universidades. Cada año más de 482 mil estudiantes terminan la educación superior pública y privada en Colombia.

La pandemia del coronavirus empeorará el ya de por sí difícil proceso de inserción laboral de la mayoría de estos jóvenes. Este editorial está escrito para Juan Camilo Lozano, Vanessa Osses, César Duque, Mateo Uprimny, Annie López, Sebastián del Villar y los cientos de miles de integrantes de la promoción universitaria de 2020, los primeros graduados de esta crisis:

La mayoría de los discursos en las ceremonias de graduación universitaria son muy similares. A fin de cuentas, las experiencias de haber terminado los estudios cuentan una historia colectiva de esfuerzo, sacrificio, amores y diversión, viajes intelectuales y el tránsito a la madurez para el inicio de la vida profesional.

Pero graduarse de la universidad en medio de una crisis como la pandemia del coronavirus inyecta una dosis extra de incertidumbre a las dificultades estructurales que enfrentan los jóvenes graduados en el mercado laboral colombiano.

Las conocidas fórmulas de inspiración y de optimismo palidecen ante los pronósticos económicos y del desempleo para este año. Las crisis económicas endurecen a las sociedades y terminan más crueles, duras e injustas de lo que eran.

El mundo productivo fuera de las aulas será más difícil de lo planeado y ese momento que vive todo profesional, en el que decanta lo que verdaderamente le sirve de lo que le enseñaron, vendrá mucho más pronto.

Buscar trabajo y dar los primeros pasos de una vida laboral, usando un tapabocas, será un poderoso recordatorio de que la economía y la vida personal y social que los recibe es muy diferente de lo que esperaban y de lo que aprendieron. Conviertan ese tapabocas en el símbolo de al menos tres características que marcarán este arranque sin precedentes: la adaptación, la resiliencia y el cuidado.

Prácticamente cada sector de la economía, cada modelo de negocios, cada profesión u oficio ha sido tocado por el coronavirus. En distintos grados, es evidente que las rutinas laborales, los espacios de oficinas, los puestos de trabajo, las habilidades y las metas se están transformando.

La invitación es entonces a entender esos impactos en las áreas profesionales y tratar de adaptarse a ellos. Esto no es tarea sencilla: comienza por entender que el primer trabajo no es una camisa de fuerza que amarre, sino el pie que entreabre una puerta para ver si lo que hay detrás interesa. Enfóquense en sus habilidades y no en sus diplomas.

Esta es la generación más conectada, más digitalizada y con más fuentes de información de la historia. Esa es la materia prima para la adaptación.

Pero conseguir ese primer empleo será una experiencia tortuosa para la mayoría. Hay que aprender no solo a soportar las negativas, sino también aprender a hacer nuestro el rechazo.

La resiliencia se construirá para ese largo y solitario desierto que atravesarán en la búsqueda de empleo. Los veteranos de la promoción que se graduó en 1999 y 2000 podrán testificar sobre el trauma de salir a la vida profesional en medio de una crisis y de lo que se puede hacer para que los sueños la sobrevivan.

Por último, el tapabocas simboliza el cuidado de uno mismo y de los demás, así como la disciplina de la protección. Cada generación enfrenta un desafío colectivo que lo resuelven los avances de cada uno de sus miembros. El reto del tapabocas no son los problemas sanitarios que la pandemia está generando, sino las inequidades que el coronavirus está exacerbando.

La promoción en tapabocas será recordada no por curar la covid-19, sino por cómo la pandemia moldeó las soluciones a la inequidad social que le propondrán a Colombia. Felicitaciones, graduados de 2020.

Recomendados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes