close
close
Francisco Miranda Hamburger
Editorial

Al oído del nuevo MinHacienda

Conciliar estrechez fiscal con altas expectativas sociales, estrategia en las prioridades de gasto y comunicación, entre los consejos de exministros.

Francisco Miranda Hamburger
Director de Portafolio
POR:
Francisco Miranda Hamburger
agosto 03 de 2022
2022-08-03 12:12 a. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2019/09/16/5d7ff0bcd1bd5.png

El pasado lunes este diario publicó un artículo en que consultó las recomendaciones que cuatro ex ministros de Hacienda -Mauricio Cárdenas, Óscar Iván Zuluaga, Juan Camilo Restrepo y Juan Carlos Echeverry- le hacían al próximo jefe de la cartera de Hacienda, José Antonio Ocampo. Ante un panorama económico, lleno de nubarrones locales e internacionales, no sobran los consejos de quienes, como Ocampo, tuvieron sus hombros la responsabilidad de las finanzas públicas.

El próximo Ministro de Hacienda no es ajeno a los desafíos que traen las riendas de la política económica del país ya que ocupó el cargo entre 1996 y 1997. No obstante, este segundo turno al bate, más de 25 años después, lleva consigo su propio abanico de retos, incluido el hecho de ser la cabeza del equipo económico del primer gobierno de izquierda elegido por los colombianos.

Más que detallar los énfasis de cada ex funcionario, cabe destacar el tono general de las recomendaciones de estos veteranos miembros del exclusivo club de ministros de Hacienda de Colombia. El primer mensaje global gira en torno a las dificultades fiscales que enfrentará el gobierno entrante de Gustavo Petro en su arranque. Y, sumado a esa estrechez de recursos, el llamado al mantenimiento de un manejo responsable en las finanzas públicas.

En segundo lugar, surge una preocupación tangible derivada de la combinación entre esta situación fiscal delicada, que los ex ministros identifican, y las altísimas expectativas de gasto social que ha despertado la victoria del presidente electo Gustavo Petro. En otras palabras, será el ministro Ocampo el encargado de equilibrar un panorama financiero limitado y con poco margen de maniobra con un amplio paquete de reformas e iniciativas sociales, así como de definir los caminos prioritarios de inversión que tomará la materialización del “cambio” prometido.

Un tercer mensaje al oído de José Antonio Ocampo está alrededor de la reforma tributaria como un reto principal e inmediato. La magnitud del ajuste fiscal, así como los detalles y énfasis del mismo, pondrán a prueba los dos puntos arriba mencionados: la seriedad en el manejo fiscal y el balance fino que asegurará unas reformas y aplazará otras, con sus respectivas consecuencias políticas. A lo anterior se añadiría la necesidad de equilibrar la solidez y responsabilidad en la economía con la estabilidad política del país.

Por último, un cuarto mensaje a resaltar cobija los retos comunicativos que enfrentará el entrante jefe de las finanzas públicas. No es más que recordar los nocivos desarrollos sociales, económicos, de seguridad y orden público que desató el trámite de la reforma tributaria del gobierno Duque en 2021. Es claro que el ambiente político de agosto de 2022 no es igual al de ese entonces, comenzando porque ahora la izquierda controla la Casa de Nariño, el Congreso y las comisiones económicas. Sin embargo, esas mismas expectativas altísimas que abrigan grandes bloques de la sociedad colombiana ante el ascenso de Gustavo Petro al poder obligan a un manejo delicado de la comunicación de esta nueva alza de impuestos en cabeza del ministerio de Hacienda.

En fin, las respetuosas sugerencias de estos cuatro ex jefes de las finanzas públicas constituyen una rápida descripción de estos desafíos en los múltiples frentes que le esperan a José Antonio Ocampo a partir del próximo domingo.

FRANCISCO MIRANDA HAMBURGER
framir@portafolio.co
Twitter: @pachomiranda

Destacados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes