Francisco Miranda Hamburger
Editorial

Destapar las cartas

Si una tercera reforma tributaria es lo que el Gobierno le tiene preparado a la economía, que su discusión arranque sin mayor demora.

Francisco Miranda Hamburger
Director de Portafolio
POR:
Francisco Miranda Hamburger
octubre 06 de 2020
2020-10-06 08:48 p. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2019/09/16/5d7ff0bcd1bd5.png

En más de una ocasión, durante estos meses de lucha contra el coronavirus, el presidente Iván Duque ha rechazado la idea de impulsar una reforma tributaria en plena pandemia.

“Una reforma tributaria en tiempos de pandemia sería suicida”, afirmó el primer mandatario a principios de agosto. Reiteró esta idea en septiembre pasado: “No podemos establecer estas reformas fiscales en medio de la pandemia. Yo creo que es muy riesgoso porque ¿qué se va a tributar? ¿A la clase media? ¿A los más pobres? ¿Más impuestos a las empresas? Eso afectaría la recuperación”.

No obstante, otras voces económicas del Gobierno, como el Ministerio de Hacienda, han venido enviando mensajes sobre una reforma de impuestos que se discutiría el próximo año.

En foros, intervenciones en el Congreso y declaraciones a medios de comunicación, las autoridades económicas no solo han reconocido que una nueva reforma tributaria se empezará a discutir en febrero de 2021 sino que también han adelantado alguna ideas como, por ejemplo, una eventual ampliación del IVA a personas de mayores ingresos.

Por más que el presidente Duque quiera, por razones de estrategia política, posponer ese debate de impuestos para el próximo año, es necesario tanto una mejor coordinación con su equipo económico como un reconocimiento de la necesidad de ir adelantando la discusión.

La inevitabilidad de una tercera reforma tributaria durante el actual gobierno proviene de la dura realidad fiscal del Estado colombiano.

El Marco Fiscal de Mediano Plazo 2020, publicado a principios de junio por el Ministerio de Hacienda, identifica para 2022 un hueco en las finanzas públicas de 20 billones de pesos, esto es 2 por ciento del PIB. Un monto de esta magnitud es el equivalente aproximado a tres veces lo que recauda una reforma tributaria tradicionalmente aprobada en el Congreso.

En otras palabras, dada las falencias estructurales previas a la pandemia más la disparada del gasto para enfrentarla y los impactos económicos de la misma, las decisiones fiscales del Gobierno no solo deben ser urgentes sino con el máximo impacto.

Según el Ministerio de Hacienda, los resultados preliminares de la Misión de Exenciones tributarias serán un insumo clave en el diseño de esa tercera reforma fiscal. Actualmente la totalidad de las exenciones y beneficios alcanzan los 92 billones de pesos, más de 8,5 por ciento del PIB.

Expertos y analistas identifican ya algunas propuestas como, por ejemplo, la reducción de este nivel alto de exenciones, que incluyan IVA, junto a una reforma al Estatuto Tributario.

Una recomendación generalizada de estos expertos, que ya se convirtió casi en un anhelo, es que cualquier proyecto de reforma tributaria sea lo suficientemente ambiciosa para introducir cambios estructurales que le permitan superar los pocos años de vigencia de estas reformas.

Son varias las razones para que el presidente Duque reconozca el ajuste fiscal que se le viene a la economía en 2022. En primer lugar, la pandemia como tal no tiene una fecha de expiración fija. Su promesa de no subir impuestos “en medio de la pandemia” cada día es más difícil de cumplir.

En el primer trimestre de 2021, cuando el volumen del debate fiscal aumente, no se pronostica que haya vacuna disponible y es muy probable que continuemos en esta “nueva normalidad”.

Segundo, los actores económicos- desde las calificadoras de riesgo hasta las empresas y los hogares- necesitan mayor claridad en materia fiscal para el 2021 y el 2022. Esta claridad es vital para iluminar la oscuridad de la incertidumbre. Entendiendo el riesgo de abrir una discusión fiscal tan pronto y en el camino a las elecciones, la discusión debería arrancar ya.

Recomendados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes