Francisco Miranda Hamburger
Editorial

Un comercio menos libre

La guerra comercial entre Estados Unidos y China está llevando al mundo a una globalización fracturada. 

Francisco Miranda Hamburger
Director de Portafolio
POR:
Francisco Miranda Hamburger
diciembre 09 de 2019
2019-12-09 09:03 p.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2019/09/16/5d7ff0bcd1bd5.png

Hace 20 años en Seattle (Estados Unidos), manifestantes del movimiento antiglobalización protestaban contra el avance de la Organización Mundial del Comercio (OMC). A partir de este martes, dos décadas después, una decisión del gobierno de Donald Trump amenaza con dejar inoperativo a este organismo internacional y asestarle a la globalización un golpe más severo que cientos de protestas.

Al bloquear nuevos nombramientos de jueces para el Órgano de Apelación de la OMC, principal estamento donde se dirimen las disputas comerciales entre los 164 países miembros, Washington dejará desde ahora en el limbo a un componente vital dentro del intercambio global de bienes y servicios.

En este mecanismo de definición de disputas se han debatido en el casi cuarto de siglo de esta organización casos como el de los subsidios de Estados Unidos y la Unión Europea para Boeing y Airbus. No obstante, la posición norteamericana ha sido crítica por varios años del Órgano de Apelación, al que le atribuye haberse sobrepasado en sus funciones.

Más allá de si el gobierno Trump reversa esta decisión y termina salvando a este mecanismo, lo cierto es que han sido infructuosos los distintos intentos de reforma de la OMC, promovidos por Europa y otras naciones. Por ejemplo, son muchas las quejas frente al papel de este ente regulador del comercio global ante el apoyo que China brinda a sus empresas, considerado por varios países como violatoria de las reglas internacionales.

Sin embargo, la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca sí marca en definitiva un giro drástico en contra del libre comercio y a favor del proteccionismo. Tal como lo prometió en su campaña, el mandatario estadounidense ha elevado el nivel de confrontación comercial tanto con China como con la Unión Europea y otros países aliados de Washington.

Si bien el comercio global y la OMC estaban lejos de ser perfectos antes de la era Trump, las decisiones de su administración han disparado la incertidumbre mundial, reducido la dinámica de intercambios económicos entre los países y descarrilado las cadenas globales de suministro.

De hecho, en lo corrido de 2019, la caída en el comercio entre Estados Unidos, y China, los dos principales motores económicos del mundo, ha sido aproximadamente del 15 por ciento. A pesar de que ambas potencias acordaron una ‘fase uno’ para ponerle fin a la guerra comercial, el tiempo corre en contra y no se vislumbran mayores avances. En pocos días se cumple la fecha en que Estados Unidos levantaría aranceles para una serie de productos chinos y no existe claridad sobre si Washington los aplicará y cuál sería la reacción de Pekín.

Sin importar las reformas de la OMC o si su mecanismo de disputas sobreviva, lo cierto es que el comercio global está cambiando y las reglas y procedimientos acordados ya no sirven. Un mundo en donde no haya un ente multinacional capaz de dirimir disputas comerciales es la peor noticia para las economías medianas y pequeñas como Colombia.

El desplome de los acuerdos multilaterales terminarán por favorecer, en los conflictos entre países, a los que tengan mayor poder o fuerza en detrimento de los más débiles. Otra consecuencia podría ser la conformación de bloques comerciales entre países cercanos o con estrechos vínculos económicos. En otras palabras, el surgimiento de un sistema de comercio fragmentado que ya deja de ser verdaderamente global.

El libre comercio y la arquitectura global construida sobre él ha traído muchos beneficios para países, economías, empresas, consumidores y trabajadores, así como impactos en otros sectores. La confrontación comercial entre potencias amenaza tanto esa libertad comercial como la globalización como la entendemos.

Francisco Miranda Hamburger
framir@portafolio.co
Twitter@pachomiranda

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes