Francisco Miranda Hamburger
Brújula

Los subsidios pueden mejorar

Es el momento para realizar los cambios operativos dentro de los programas de subsidios.

Francisco Miranda Hamburger
Director de Portafolio
POR:
Francisco Miranda Hamburger
julio 05 de 2020
2020-07-05 05:40 p.m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2019/09/16/5d7ff0bcd1bd5.png

Dentro de la respuesta del Gobierno a la crisis económica generada por la pandemia del coronavirus se destacan los programas de subsidios a la nómina y a la prima de servicios, PAEF y PAP.

Estos constituyen un apoyo valioso a las empresas de todos los tamaños para enfrentar los drásticos choques al aparato productivo que ha traído la covid-19.

La semana pasada el Gobierno anunció un segundo ciclo del PAEF que llegaría a unos 2,8 millones de trabajadores mientras que los subsidios a las primas, PAP, beneficiarían a 2,5 millones aproximadamente. De acuerdo a cifras del Ministerio de Hacienda, el primer ciclo del plan de apoyo cubrió casi 100.000 empresas con recursos asociados por casi 850.000 millones de pesos.

Acierta el Gobierno en inyectar liquidez a las empresas, y también buscar la protección del empleo formal, aunque para muchas compañías estos alivios hayan llegado desafortunadamente demasiado tarde.

No obstante, como lo demostró la segunda jornada de día sin IVA, siempre hay espacios para mejorar y aspectos por ajustar. Uno de ellos compete al acceso de las medianas, pequeñas y microempresas a estos recursos. Las pymes necesitan ayuda y más capacidad técnica para poder cumplir con los requisitos que demanda el Gobierno para beneficiarse de los subsidios.

Por ejemplo, en una reciente encuesta de mipymes de la Cámara de Comercio de Bogotá, el 77, 5 por ciento de los establecimientos ni siquiera ha solicitado los beneficios y sólo el 4,9 por ciento los estaba recibiendo.

Es el momento para realizar los cambios operativos dentro de los programas de subsidios para que la inyección de liquidez deseada efectivamente llegue a los hilos más delgados del tejido empresarial del país. Asimismo la responsabilidad de informar más y mejor a los pequeños y microempresarios cae sobre el Gobierno.

Mientras la reactivación económica gana ritmo -y en algunos sectores de “alto contacto” esto se demorará-, estos alivios podrían ser la diferencia entre cerrar y sobrevivir.

Recomendados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes