close
close
Francisco Miranda Hamburger
Retrospectiva

Costoso regreso

El gremio de comerciantes ha advertido que, junto a los altos precios, la lista de útiles podría experimentar adicionalmente escasez.

Francisco Miranda Hamburger
Director de Portafolio
POR:
Francisco Miranda Hamburger
enero 20 de 2023
2023-01-20 08:48 p. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2019/09/16/5d7ff0bcd1bd5.png

Millones de estudiantes colombianos retornan en estas semanas a las aulas para el inicio de un nuevo año lectivo.

Es tradicional que las compras de los útiles escolares se sumen a la llamada ‘cuesta de enero’- el conjunto de alzas en productos, tarifas y servicios, indexados al salario mínimo y a la inflación, que golpean las finanzas de hogares en cada arranque del nuevo año.

El 2023 no es la excepción sino las condiciones económicas se perfilan aún más difíciles. Con una inflación que no toca techo todavía en Colombia y los efectos de la rápida devaluación a finales del año pasado, a las presiones sobre los alimentos, arriendos y servicios públicos se añade la carga de un costoso regreso al colegio.

En recientes semanas se han despertado varias alertas sobre 'desmedidos' aumentos en la lista de elementos como cuadernos, colores, carpetas, entre otros.

De acuerdo a Fenalco en Bogotá una familia en promedio debería destinar unos 350 mil pesos en útiles, sin contar libros ni textos, un aumento alrededor del 18 por ciento. No obstante, la oferta de estos productos y los rangos de calidad y de precio- incluidas falsificaciones y contrabando- es amplia y diversa y ya se habla de crecimientos muy superiores a la inflación anual del año pasado.

El gremio de comerciantes ha advertido también que, junto a los altos precios, la lista de útiles podría experimentar adicionalmente escasez por baja producción.

No son muchos los caminos que los hogares colombianos tienen para enfrentar esta alza, en medio de otras muchas de la ‘cuesta’ de enero.

Los productores nacionales de útiles han absorbido parte de la inflación en los costos de insumos mientras que a los importadores los afecta la subida del dólar.

Los padres de familia deben adquirir estos elementos en sitios de confianza y evitar comprar copias de mala calidad, mientras que identifican los expendios con precios desbordados.

A las autoridades de vigilancia comercial les corresponde atender los reclamos ciudadanos y a las educativas, diseñar una lista de útiles escolares, sensible a la alta inflación.

Por eso son los temas de la 'mesa del comedor' como el retorno escolar los que mas angustian a los colombianos.

FRANCISCO MIRANDA HAMBURGER
framir@portafolio.co​
Twitter: @pachomiranda

Destacados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes