close
close
Germán Umaña Mendoza

Una breve reflexión disruptiva (1)

En la última década, el país se ha alejado de la libre circulación de los factores: mercancías, servicios, personas y capitales y del libre mercado.

Germán Umaña Mendoza
POR:
Germán Umaña Mendoza
febrero 23 de 2022
2022-02-23 08:30 p. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/05/56b4b9015f86f.png

A propósito de elecciones y debates, es evidente la poca profundidad con la que se analizan los resultados de la estrategia de internacionalización, el marco institucional y sus consecuencias sobre la economía y la sociedad.

Cuarenta años de apertura, falso multilateralismo y diez años de la firma del Tratado de Protección de Inversiones con los Estados Unidos, aunado a la oportunidad histórica que se presenta para corregir el camino hacia el desarrollo y la sostenibilidad, nos permite efectuar esta reflexión disruptiva para contribuir a integrarnos a los ‘círculos virtuosos’ de una globalización con rostro humano. 

Durante las últimas tres décadas y especialmente en la última, nuestro país se ha alejado sistemáticamente de la libre circulación de los factores: mercancías, servicios, personas y capitales y, en consecuencia, del libre mercado en condiciones de competencia transparentes.

La verdad, en lo que se ha profundizado es en la competencia imperfecta, las economías a escala y las fallas de mercado, incrementando el poder de los oligopolios, la fijación de precios por Mark up y, en ese contexto, un papel del Estado disminuido y sin control sobre la multiplicación de las prácticas desleales y abusos por la posición dominante de unos pocos, profundizando las brechas en distribución del ingreso y en la desigualdad.

El marco institucional y legal multilateral está signado, a partir de 1994, por la conclusión de las negociaciones de la Ronda Uruguay del GATT y la creación de la Organización Mundial del Comercio, (OMC).

Esta organización incorporó en lo sustancial todos los Acuerdos relativos a la posible libre circulación de factores:, así cómo mecanismos de solución de diferencias frente a lo negociado. Sus resultados fueron considerados evidentemente desequilibrados y por ello se lanzó la ‘Ronda del Desarrollo’ para analizar sus correcciones. Vamos para 30 años y no ha sido posible avanzar prácticamente en nada.

Las relaciones económicas y comerciales no se enmarcaron en el multilateralismo. Lo objetivo es observar cómo se ha profundizado en acuerdos bilaterales de protección de inversiones (TPI), conocidos como ‘OMC plus’, en los cuales se han dejado de lado las legítimas aspiraciones de nuestras economías en norma de competencia y protección a la soberanía alimentaria, la naturaleza y la biodiversidad.

Por medio de tribunales de arbitramento que sustituyen la democracia jurisdiccional nacional, en un marco jurídico profundamente desequilibrado y exegético, se generan mayores gabelas e injustos excesos en la seguridad jurídica para los países desarrollados, los sectores financieros y las empresas multinacionales de bienes y servicios.

La reflexión sobre las consecuencias de este modelo debe ser evaluada. El mundo reconoce la necesidad de un cambio para equilibrar los resultados de una globalización sin rostro humano.

Pero ¿cuáles son los principales factores que se deben abordar para corregir el aumento de la brecha en el crecimiento, el desarrollo y la sostenibilidad? Su análisis lo abordaremos en el próximo artículo.

GERMÁN UMAÑA M.
Profesor

Destacados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes