close
close
Hernando José Gómez

El comercio exterior genera bienestar

Mayores aranceles solo reducen la capacidad adquisitiva, especialmente de los más pobres. 

Hernando José Gómez
POR:
Hernando José Gómez
mayo 11 de 2022
2022-05-11 09:50 p. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/24/56cdbde6f2f4a.png

El aumento del comercio con el mundo es un objetivo que el país ha perseguido insistentemente por décadas, pero a la luz de los programas de algunos de los candidatos presidenciales pareciera que estamos por dar un paso atrás, ya que promoverían medidas de carácter proteccionista que lejos de alcanzar la seguridad alimentaria e impulsar la competitividad y productividad, serían un obstáculo para el desarrollo social y económico del país.

Dentro de las propuestas, hay una corriente a analizar, la de la renegociación de los TLC, cosa que solo hizo Trump para afectar el paquete de acceso negociado por México. Hay que recordar que el comercio reglado por las normas de los TLCs, libre de aranceles y barreras paraarancelarias, promueve la competencia y facilita la inserción en las cadenas internacionales de valor además de las exportaciones de bienes finales. Más aun, cuando las cadenas globales de logística se han fracturado, habría grandes oportunidades de posicionar a los productores colombianos, especialmente hacia Norteamérica.

Además, los TLCs no impiden el uso de medidas de defensa comercial (antidumping y salvaguardias), normalmente utilizadas para hacer frente a la competencia desleal. Estas pueden ser implementadas por los países en caso de que se demuestren violaciones a los lineamientos establecidos por la Organización Mundial de Comercio.

Otro argumento utilizado es que hay muchos subsidios en los productos que exportan otros países a Colombia, especialmente los agropecuarios. La realidad es que los subsidios están focalizados en algunos pocos productos, y no afectan en más de 5% su precio final que más que se compensan con los costos internacionales de los fletes. La internacionalización de la economía todavía está limitada por barreras arancelarias y no arancelarias en un momento en el que la relocalización de las firmas y la producción a nivel global presenta grandes oportunidades para países como Colombia.

La diversificación de exportaciones hacia nuestros socios comerciales con acceso libre a importaciones es fundamental para generar riqueza y empleo formal, a la vez que nos haría más resilientes a choques inflacionarios externos como el actual, a diferencia de lo que equivocadamente se señala desde diversos sectores políticos.

Por ello, el próximo gobierno haría bien en acoger las recomendaciones de trabajos como el de la Misión de Internacionalización, que apuntan a disminuir la regulación que limita la competencia con análisis de costo beneficio, solucionar los cuellos de botella que afectan la productividad y mejorar la eficiencia del sistema de aduanas, todo ello en aras de alcanzar un mayor nivel de integración con el mundo. Lo contrario, mayores aranceles solo reducen la capacidad adquisitiva, especialmente de los más pobres, y generan grandes ineficiencias en los productos de exportación quitándoles su competitividad en los mercados internacionales.

Hernando José Gómez R.
presidenciaasobancaria@asobancaria.com

Destacados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes