Julián Domínguez Rivera
Columnista

Pactos por el país

En el país hay 22 Pactos por la Productividad entre el Gobierno y sectores productivos, destinados
a generar crecimiento económico, inclusión y empleo.

Julián Domínguez Rivera
POR:
Julián Domínguez Rivera
agosto 12 de 2020
2020-08-12 10:30 p.m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/22/56cb39773bede.png

Hace 43 años España fue protagonista de unos acuerdos entre sus sectores políticos y sociales, denominados Pactos de la Moncloa, que permitieron a este país, que pasaba por una profunda crisis, iniciar el camino de la modernización en temas económicos, jurídicos y políticos, y comenzar una época de prosperidad.

Los Pactos de la Moncloa han sido paradigma de diálogo y convivencia democrática, dado que los líderes de diferentes vertientes ideológicas de ese momento en España decidieron dejar a un lado las profundas diferencias, ante el riesgo económico y social en que se encontraba el país, que se instalaba en la era posfranquista con un alto déficit, incremento del desempleo y atraso institucional.

Ante la crisis mundial por la pandemia, no está de más rememorar este modelo de acuerdos colectivos al que llegó España en su momento. No habrá otra forma de salir bien librados en un horizonte relativamente cercano, sin que los países asuman que son necesarios pactos en temas clave.

Acuerdos que aborden desde la mínima observancia de los protocolos de bioseguridad para contener el virus y sus rebrotes, prioridades para reactivar la actividad económica, generar empleo y ayudar a la población más afectada, hasta la protección de la democracia frente a quienes buscan aprovecharse políticamente de la emergencia, llevando a saltos al vacío.

Más aún, acuerdos entre países para que las reglas de juego con las cuales se construyeron órganos globales o sobre las cuales funcionan el comercio, la seguridad o la protección del medio ambiente en el mundo puedan fortalecerse a la luz de los nuevos tiempos, maltrechos por el unilateralismo, las ‘neodictaduras’ o los populismos.

De allí la importancia del llamado que hizo el Presidente Iván Duque en su discurso de instalación del Congreso, el pasado 20 de julio, a trabajar en equipo para "construir un gran país", dejando en claro que lo que viene no será sencillo, por lo cual, afirmó, es necesario dejar atrás un pasado de divisiones y generar un reencuentro de los colombianos en medio de las dificultades.

Una expresión fundamental de esto han sido los Pactos por la Productividad liderados por el Presidente Duque y la Vicepresidenta Marta Lucía Ramírez desde hace un año. Son 22 Pactos entre el Gobierno y sectores productivos destinados a generar crecimiento económico, inclusión y nuevos empleos, que cuentan con un avance ponderado del 76%.

En total se han cumplido 459 compromisos y se avanza en 326 más, con los sectores forestal, turismo, construcción, cacao, moda, software, alimentos, carnes, químicos, BPO, industrias del movimiento, economía naranja, infraestructura, frutas, farmacéuticos, minería, lácteos, caña de azúcar, hidrocarburos, pesca y acuicultura, palma y energía.
Estos pactos son una forma concreta de sacar adelante al país.

Su modelo de aporte colectivo debe ser base para acuerdos en otros temas que nos lleven a superar la actual coyuntura y a crecer, como la adopción profunda de las nuevas tecnologías y la innovación. Hacerlos, por encima de las diferencias, será una forma de asumir de manera positiva ese nuevo ‘normal’ que ha traído la pandemia.

Julián Domínguez Rivera
Presidente de Confecámaras

Recomendados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes