Manuel José Cárdenas
columnista

Maduro ante la Corte Penal Internacional

La presión internacional en contra del gobierno de Maduro se incrementa, y aunque no tiene efectos jurídicos sí conlleva a consecuencias políticos. 

Manuel José Cárdenas
POR:
Manuel José Cárdenas
octubre 15 de 2018
2018-10-15 06:38 p.m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/05/56b4c314c7cba.png

Argentina, Canadá, Colombia, Paraguay, Chile y Perú presentaron el 28 de septiembre pasado un recurso ante la Corte Penal Internacional (CPI) para que se investigue al gobierno venezolano de Nicolás Maduro por crímenes de lesa humanidad. Este recurso fue apoyado por Francia el 30 del mismo mes y tiene como antecedente otra petición que había presentado Iván Duque el 18 de julio de este año, siendo todavía candidato presidencial, la cual contó con el apoyo de más de 100 congresistas colombianos y chilenos.

Por su parte, el Fiscal de la Corte, el 8 de febrero de 2018, también había tomado la decisión de iniciar un examen preliminar de la situación en Venezuela. La Corte ha confirmado que ha recibido la demanda y, como esta lo menciona, para adelantar la investigación deben cumplir con una serie de requisitos y etapas que bien vale la pena recordar.

En primer lugar, es un proceso muy largo que puede durar varios años. La admisión de la demanda no implica la apertura de la investigación, antes se debe tener en cuenta una serie de requisitos, como que la justicia venezolana haya investigado los delitos y la gravedad de los mismos. La Corte puede investigar cuatro tipos de delitos: genocidio, lesa humanidad, crímenes de guerra y agresión. A Maduro se le acusa por cometer delitos de lesa humanidad, tipificados en el Artículo 7 del Estatuto de Roma como asesinato, violación, encarcelamiento, desaparición forzada, deportación o traslado forzado de la población, tortura, entre otros. La denuncia está sustentada en varios informes elaborados por expertos de la Organización de Estados Americanos y del altos comisionados de Naciones Unidas sobre Derechos Humanos, en donde constan las conclusiones sobre las violaciones sistemáticas de estos derechos.

La investigación implica cinco etapas. La primera de ellas consiste en un examen preliminar que hace el Fiscal en virtud del cual decide archivar o seguir con la investigación. Si decide continuar, se pasa a la segunda y se presenta una acusación ante la Cámara de Asuntos Preliminares. Si esta Cámara acoge la acusación se pasa fase, que consiste en una acusación formal ante la Cámara de Primera Instancia, en la cual se realiza el juicio. Una vez producida la sentencia, se pasa a la cuarta etapa, y en esta, tanto el fiscal como el condenando, en su caso, pueden apelar el fallo ante la Cámara de Apelaciones. Finalmente, en la quinta fase, se da ejecución a la sentencia.

En el caso de la demanda contra Maduro, apenas acaba de empezar el examen preliminar, que es la primera fase del proceso y no tiene un tiempo límite. Esta etapa consiste en determinar los crímenes que pudieran estar dentro del Estatuto de Roma, quiénes fueron las víctimas, quiénes los victimarios y, sobre todo, profundizar más en los casos.

Con esta denuncia ante la CPI, la presión internacional en contra del gobierno de Maduro se ve incrementada, y aunque no tiene, dado lo dilatado del proceso, efectos jurídicos penales inmediatos, sí conlleva a importantes efectos políticos. De todas maneras, los esfuerzos de la CPI son fundamentales para establecer los hechos que han llevado a esta crisis y, por lo tanto, para contribuir a encontrar una salida a la misma y restablecer el pleno funcionamiento democrático.

Manuel José Cárdenas
Consultor internacional
emece1960@yahoo.com

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado