Miguel Gómez Martínez

Estamos mamados

Millones de colombianos formamos parte de esa inmensa mayoría que sabe que 'la única forma de salir de la pobreza es trabajando'.

Miguel Gómez Martínez
POR:
Miguel Gómez Martínez
mayo 25 de 2021
2021-05-25 08:00 p. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/05/56b4c55d1afeb.png

No es cierto que los únicos que tengan motivos para protestar sean aquellos que llevan semanas en ese plan. Millones de colombianos estamos mamados de muchas cosas y formamos parte de esa inmensa mayoría que sabe, como lo dijo el empresario Mario Hernández, que “la única forma de salir de la pobreza es trabajando”.

(Lea: Capitalismo y fútbol / Opinión Miguel Gómez Martínez).

Pero estamos mamados de la corrupción. Aburridos de ver que los presupuestos públicos están cargados de coimas e ineficiencia, que es otra forma de corrupción. No queremos más obras que no se terminan y que, apenas inauguradas, tienen fallas protuberantes.

Estamos mamados de la ausencia de justicia que favorece, sin vergüenza, a los corruptos y delincuentes. Estamos hastiados del miedo que produce la inseguridad y que es el resultado de la impunidad que promueve el sistema judicial. Queremos salir tranquilos a las calles que hoy son propiedad de los bandidos.

(Lea: Tiempo de cosecha / Opinión Miguel Gómez Martínez).

Estamos mamados de ver que las leyes sólo son implacables para quienes las respetan. Para ellos no hay amnistías, ni rebaja de intereses ni condonación de sanciones. La ley siempre protege al que evade, al que viola la disposición o al que ignora el cumplimiento de la norma. Para ellos están todos los derechos; para el ciudadano formal sólo los deberes.

Estamos mamados de pagar impuestos sin que nuestra calidad de vida mejore. Exigimos más administración y menos politiquería en el gobierno, las alcaldías y gobernaciones para que los recursos se ejecuten con eficiencia y transparencia. Queremos que, cuando tengamos que pagar los tributos, no sintamos esa horrible sensación de que nos están robando.

(Vea: Protesta atomizada / Opinión Miguel Gómez Martínez).

Estamos mamados de estos congresistas que se inventan todo tipo de controles, registros, permisos, requisitos y cuanto trámite absurdo se les ocurre para martirizar al ciudadano o el empresario con sus geniales ideas, alimentando de paso las ineficientes burocracias que hay que implementar para cumplir sus leyes absurdas.

Estamos mamados de los auto-denominados ‘líderes de opinión’ que, desde sus tribunas periodísticas y las redes sociales, pontifican sobre lo que no entienden y fingen interpretarnos, cuando en realidad están preocupados por cimentar sus egos personales y defender sus intereses oscuros.

Estamos mamados de los políticos que, sin importar su tendencia, sólo piensan en el poder. En medio de la crisis más dura de nuestra historia dividen y atizan el debate en lugar de privilegiar la unidad que necesitamos para salir de estos enormes problemas. Estamos cansados de sus declaraciones vacías, de sus cálculos mezquinos y de su falta de grandeza.

(Vea: Lo que sabemos / Opinión Miguel Gómez Martínez).

Los que están en la calle tienen sus motivos para protestar y el gobierno los está escuchando. Pero los demás, la inmensa mayoría silenciosa, también estamos insatisfechos y nuestro cansancio también tiene que ser atendido. Es porque somos pacíficos, pacientes y respetuosos de la ley, que nuestros derechos deben ser respetados.

MIGUEL GÓMEZ MARTÍNEZ
​Presidente de Fasecolda
migomahu@hotmail.com

Destacados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes