Otros Columnistas
Columnista

Dietas costosas

Ojalá no nos estemos encaminando a una nueva Peste Negra basada en la malnutrición que puede resultar bastante peligrosa para el ser humano.

Otros Columnistas
POR:
Otros Columnistas
diciembre 19 de 2019
2019-12-19 10:00 p. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/04/05/5703e5663d293.png

Durante la última década del presente siglo, las personas dedicadas al veganismo y vegetarianismo se han incrementado de manera critica. Esto, sumado a las últimas estadísticas de la O.M.S. contando que mas de un tercio de los países con salarios bajos o medios, tienden a rayar los umbrales de la malnutrición, están comenzando a generar un gran reto para médicos contemporáneos que reciben pacientes con enfermedades nunca vistas. La malnutrición según la R.A.E. es una condición médica causada por una dieta inadecuada o insuficiente, o por un defecto en el metabolismo de los alimentos.

Hoy en día existen diferentes tipos de personalidades asociadas a las dietas alimenticias como veganos, vegetarianos, semi-vegetarianos, frutarianos, lactovegetarianos, ovolacteanos, carnívoros, macrobióticos, lactocerelianos, eubioticos, granivorianos y hasta pescetarianos.

Desde el punto de vista de la economía mundial, este tipo de dietarios ha modificado no solo el sector del retail, sino también la manera de como se mercadean los alimentos. Pero el sector más afectado es el de la salud y por lo tanto la sociabilidad del ser humano se ha visto modificada. No es fácil que un vegetariano se sincronice con un grupo de amigos en un asado, y aunque existen opciones, el comportamiento antropológico de este evento es diferenciar socialmente quienes son y quienes no son vegetarianos.

Hablemos de la Peste Negra. En 1347, existía una población importantísima para la ruta de la seda llamada Turquestán. En estos territorios, las dietas de los vivientes se establecían por las causas comerciales. La debilidad poblacional, hizo que surgiera el bacilo de Yersin, o bacilo de la Peste que fue traída en barcos desde el mar negro hasta llegar a Sicilia. Ya sabemos que la Peste Negra se propagó por toda Europa Occidental y factores como el cansancio impuesto por el feudalismo, el desaseo en las ciudades y los desplazamientos de la gente, ayudaron a que la peste acabara con mas de un tercio de la población mundial.

Según los medievalistas Phillip Contamine, Marc Bompaire, Stephane Lebecq y Jean-Luc Sarrazin, la peste posibilitó la famosa Edad de Oro de las Bacterias que se apropiaron de la gente del común, la monarquía e inclusive el monacato, terminando vidas con enfermedades como la tuberculosis, la rubeola, la escarlatina, varicela, difteria y la fiebre tifoidea. Las dietas de la población en términos alimenticios estaban determinadas por variables de producción agrícola, sin embargo, estas cambiaron cuando la población, por malnutrición, comenzó a enfermarse debido a la baja de defensas corporales.

Esta mortandad trajo consigo una reducción de la fuerza laboral feudalista que hizo que la gente se alimentara menos y peor. Fue un siglo lleno de epidemias las cuales, a partir del siglo XV, se comenzó a tener conciencia médica sobre la alimentación y el aseo, determinando dietas balanceadas que, con la ayuda de los médicos, reducirían la mortandad.

Ojalá, no nos estemos encaminando a una nueva Peste Negra basada en la malnutrición, que independiente de filosofías de vida o modas, pueden resultar bastante peligrosas para el ser humano inclusive para la humanidad. ¡¡¡¡Nos puede salir bastante costoso!!!!

Luis Felipe Chávez Giraldo
Historiador

Recomendados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes