Otros Columnistas
análisis

Modelos de turismo que re- generan relaciones y paisajes

La alternativa emergente es diseñar estrategias que mejoren a través de la salud de los sistemas sociales y ambientales y no en detrimento de ellos.

Otros Columnistas
POR:
Otros Columnistas
septiembre 13 de 2021
2021-09-13 10:08 p. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/04/05/5703e5663d293.png

“Llévate sólo tus fotos, deja sólo tus huellas y mata solo el tiempo” es un aviso común que aparece en los destinos de naturaleza, un llamado que hacen a los turistas las comunidades receptoras para que se genere el menor o cero impactos. Este clamor parece utópico con los modelos masivos e insostenibles de turismo de nuestros días. La alternativa emergente y urgente es diseñar estrategias que mejoren y prosperen a través de la salud de los sistemas sociales y ambientales y no en detrimento de ellos.

La vulnerabilidad de los sistemas socio-ambientales al turismo, así como el negativo efecto de éste en la pérdida de biodiversidad y el cambio climático, se encuentran entre los temas más importantes discutidos recientemente. De acuerdo con la Organización Mundial del Turismo, el avance de la vacunación y la adopción de un número creciente de soluciones digitales para viajar de forma segura redundará en un aumento de la movilidad internacional. Las llegadas de turistas tienen un efecto creciente sobre las emisiones de CO2 e impacto en los ecosistemas principales profundizando la crisis climática. El turismo es un sector generador de prosperidad, pero ¿cómo configurar modelos de negocio que regeneren ecosistemas, agreguen valor a las comunidades y aporten bienestar y satisfacción a los turistas?

Una alternativa es la transición hacia estrategias de negocio regenerativas. Estas se fundamentan en la comprensión de la dependencia que hay entre ecosistemas, comunidades locales y las actividades comerciales. Los empresarios entienden las relaciones de interdependencia de sus negocios con el entorno natural y social y por ello buscan establecer una relación de beneficio mutuo. Incorporar este tipo de estrategias implica apropiar un nuevo sentido del éxito empresarial.

Una alternativa es apropiar el enfoque de la restauración, estos son negocios que basan su promesa de valor en reparar ecosistemas y comunidades que han sido deteriorados o devastados por la deforestación, contaminación o conflictos y que requieren de una intervención para restablecerse. Acciones concretas de un turismo que aporta a la restauración de un territorio son: contribuir con la limpieza del entorno, integrar a los turistas a participar en proyectos de voluntariado para sembrar y reforestar; incentivar la consciencia sobre el respeto hacia la cultura y a la manera en que vive la comunidad, propiciar el comportamiento ecológico entre otros.

Otra alternativa estratégica es la de preservar, mantener el estatus quo de un área para prevenir la extinción de sus especies o la reducción de la biodiversidad. Estos son negocios que surgen de las comunidades que habitan zonas de conservación o parques naturales. Suelen basarse en el turismo comunitario como oportunidad de progreso y fortalecimiento del tejido social, preservando la belleza escénica de los paisajes.

La alternativa de mejor respuesta a la crisis climática y social es la llamada de mejora o de regeneración. Esta la constituyen estrategias de negocio que observan y escuchan atentamente las dinámicas de los ecosistemas y comunidades y se adaptan para integrarse con los mismos, no los alteran o se oponen, se integran. Trabajan en colaboración, involucrando a los integrantes de la comunidad desde el inicio o nacen como iniciativa de las comunidades locales. En esta categoría se encuentran por ejemplo modelos de negocio turísticos certificados como Empresas B (https://www.sistemab.org/).

El cambio requiere pensar distinto para reimaginar la forma en que hacemos las cosas. Los negocios tradicionales no tienen cabida si queremos buscar la sostenibilidad, la regeneración ambiental y la equidad social. Nuestras formas de pensamiento se vuelven habituales y redundantes hasta que es demasiado tarde, debemos atrevernos al cambio con humildad, colaboración y acción.

Diana Marcela Puerta López

Destacados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes