Otros Columnistas
Columnista

Renovación vehicular

Las nuevas tecnologías son más eficientes y transportan materiales a menor precio y en menos tiempo.

Otros Columnistas
POR:
Otros Columnistas
octubre 22 de 2019
2019-10-22 10:00 p.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/04/05/5703e5663d293.png


Hace unos meses la capital del país sorprendió con la alerta amarilla por contaminación ambiental, especialmente en las zonas donde las fábricas hacen parte del paisaje. Bosa, Kennedy y Tunjuelito llegaron a niveles de contaminación tan elevados que la alerta se tornó naranja. Más adelante la alerta amarilla se repitió, esta vez en toda la ciudad.

Según el informe oficial, las alarmas se produjeron por condiciones meteorológicas inusuales presentadas a nivel regional y fenómenos como ‘El Niño’, que sumado a los vientos potentes que provinieron de occidente, generaron un ambiente propicio para que las partículas del ambiente se concentraran en la ciudad.

La percepción no es la misma para los ciudadanos. En redes sociales la discusión era
otra, videos de vehículos emitiendo partículas contaminantes invadían las pantallas de los usuarios y tanto fue la presión, que la Secretaría de Ambiente se vio obligada a pronunciarse afirmando que “el sistema TransMilenio solo emite el 1,7 por ciento del material particulado en Bogotá, mientras que los vehículos que más contaminan son los camiones, los cuales aportan el 43,60 por ciento de las partículas”. Claro, camiones viejos que no han sido renovados.

Estas alertas se tomaron como un llamado a la pronta renovación del parque automotor colombiano, las ventajas de adoptar el Programa de Modernización del Transporte Automotor de Carga, que presentó el Gobierno, y el cual el pasado mes de junio firmó la entrada en vigor de la nueva política, son innumerables.

Las más importantes son las ambientales, teniendo en cuenta que las tecnologías en los nuevos vehículos que reemplazarían el actual parque son mejores en todo sentido, y esto implica la disminución en las emisiones de material particulado a la atmósfera, reduciendo la afección de la calidad de aire en todas las ciudades.

Otra ventaja es la competitividad. Las nuevas tecnologías son más eficientes y transportan materiales a menor precio y en menos tiempo. Actualmente, se ejecutan proyectos para construir vías modernas en el país y necesitamos vehículos en óptimas condiciones, sin mencionar que se está perdiendo el combustible refinado porque los autos con más de 15 años utilizan combustibles que contaminan en mayor medida.

Pese a que no hay datos precisos para determinar cuándo los vehículos se vuelven obsoletos, es clave reconocer que la geografía colombiana implica que vehículos de carga y buses hagan un mayor esfuerzo en sus motores para subir terrenos montañosos.

Un estudio del Banco Interamericano de Desarrollo realizado hace tres años, confirmó que el parque automotor en Colombia está alrededor de los 22 o 23 años, mientras que Estados Unidos y Europa cuentan con vehículos de menos de 10 años de uso en promedio.

¡Alerta de renovación! Luego de la presentación del nuevo Programa de Modernización del Transporte Automotor de Carga, este tendrá un impacto importante en el medio ambiente y en la economía del país, aunque esta dependa de los incentivos del Gobierno y la voluntad de los dueños de buses y camiones. En definitiva, es un tema que nos compete a todos.

Eduardo Visbal Rey
Vicepresidente de Comercio Exterior y Vehículos de Fenalco

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes