Otros Columnistas
Columnista

Un aliado en la pandemia

El Sistema de Subsidio Familiar es uno de los mejores instrumentos para proteger al trabajador y su familia.

Otros Columnistas
POR:
Otros Columnistas
mayo 11 de 2021
2021-05-11 07:30 p. m.
https://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/04/05/5703e5663d293.png

A nivel mundial la pandemia ocasionada por el Covid ha generado inmensos desafíos en materia social y económica. Todos los gobiernos se ven abocados a buscar herramientas eficaces que les permitan superar la más grave crisis de los últimos años.

Los retos principales en materia social son la superación de la pobreza y la disminución del índice del desempleo.

De acuerdo con las proyecciones de la Cepal en el 2020 la tasa de pobreza en América Latina se situó en un 33,7%, el mayor nivel en los últimos años. Colombia no escapa de esa realidad: según el último informe publicado por el Dane, la pobreza monetaria aumentó en 6,8 puntos porcentuales frente al 2019. A finales de 2020 se llegó a la preocupante cifra de 21 millones de personas en situación de pobreza monetaria.

En este contexto, el Sistema del Subsidio Familiar entregó cada mes, en 2020, cerca de 5 millones de cuotas monetarias. Este subsidio en dinero para el trabajador de menores ingresos y sus familias ha impedido que muchos caigan en la pobreza y se mantengan en la clase media. En un estudio reciente, la Supersubsidio Familiar reveló que este apoyo monetario reduce en 11% la probabilidad de ser pobre. En otras palabras, gracias a este subsidio 11 de cada 100 familias se pueden mantener fuera de la condición de pobreza. Asimismo, los beneficiarios de la cuota monetaria tienen una probalidad 30% mayor frente a los no beneficiarios de formar parte de la clase media y se comprobó que el subsidio genera una reducción de 0,2 puntos del coeficiente de Gini, mostrando así un efecto favorable en la redistribución del ingreso.

Otro aspecto relevante y no menos importante es el índice del desempleo ocasionado por la pandemia. Según la OIT, durante el año 2020 el mundo perdió 114 millones de empleos con respecto al 2019. En comparación con la crisis financiera mundial de 2009, durante el año pasado hubo una pérdida cuatro veces mayor de horas de trabajo, cifra que denota la magnitud de esta crisis sin precedentes.

En Colombia la tasa de desempleo para diciembre 2020 fue de 13,4%, un aumento de 3,9 puntos porcentuales frente a 2019. En diciembre de 2020 hubo 907.000 personas desempleadas más que en el 2019. Para mitigar los impactos negativos de este aumento, el Gobierno Nacional de la mano de las Cajas de Compensación Familiar, implementó una estrategia que otorgó más de 511 mil millones de pesos en subsidios al desempleo, protegiendo a quienes en tiempos de pandemia se encontraban sin ingresos. En total se otorgaron más de 324 mil subsidios al desempleo.

Las cifras lo demuestran: el Sistema de Subsidio Familiar es uno de los mejores instrumentos para proteger al trabajador y su familia, como lo ha sido por casi 70 años. Es indispensable para la estabilización social y económica de nuestro país, especialmente en tiempos de pandemia.

Julián R. Molina Gómez
Superintendente del Subsidio Familiar.


Destacados

  • OPINIÓN
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • TENDENCIAS

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes