Análisis / Wall Street: ¿cambio de tendencia o corrección?

Entre enero y mayo pasados, la bolsa estadounidense acumuló una utilidad cercana al 18 por ciento, lo que representaba el mejor inicio de año en los últimos 13.

Redacción Portafolio
POR:
Redacción Portafolio
junio 28 de 2013
2013-06-28 12:41 a.m.

Desde el pasado mes de mayo, los principales índices bursátiles europeos y estadounidenses vienen cediendo posiciones, recortando de manera parcial las ganancias acumuladas en lo que va del presente año.

Sin embargo, muchos se preguntan si esta baja se trata solo de un descanso de los mercados para luego continuar con la estampida alcista de los últimos meses, o si bien nos encontramos ante la presencia de un cambio de tendencia, en el que la baja en curso pueda acentuarse en términos de precio y tiempo.

En este sentido, analizando el mercado bursátil estadounidense desde una perspectiva técnica, principalmente, en la actualidad contamos con suficientes argumentos para considerar que el proceso de caída que inició en los máximos históricos en mayo del año pasado, presenta mayor recorrido hacia adelante y, por lo tanto, desde lo operativo se recomienda conservar el nivel de cautela.

INGRESANDO AL ANÁLISIS

En primera instancia, debemos mencionar que entre enero y mayo pasados, la bolsa estadounidense acumuló una utilidad cercana al 18 por ciento, lo que representaba el mejor inicio de año en los últimos 13.

Lo interesante es que al estudiar el comportamiento de los diferentes participantes en la actual coyuntura (comerciales, fondos especulativos y pequeños especuladores), observamos que quien ha venido sosteniendo la tendencia alcista del mercado en los últimos dos meses ha sido, justamente, el pequeño especulador, es decir, aquel inversor que cuenta con una posición menor comprada y que no tiene obligación de reportarla al CFTC (Commodity Futures Trading Commision).

Tanto el sector especulativo (grandes fondos de inversión) como el comercial (los que utilizan el mercado como cobertura) se encontraban vendidos en el mercado, mientras que el único sector que sostenía las compras era el pequeño especulador.

Cuando repasamos la historia y buscamos una situación similar a la actual, en cuanto a la tenencia de las posiciones, observamos que un contexto parecido ocurrió en septiembre y octubre del 2012.

En dicha oportunidad, también eran los pequeños especuladores quienes sostenían el avance del mercado, mientras que el comercial y el gran especulador se encontraban vendidos en su posición neta.

Por otra parte, si a esta lectura le sumamos el consenso alcista de los profesionales, que en ese momento era realmente alto, con niveles que superaban el 70 por ciento, todo indicaba que estaban dadas las condiciones técnicas mínimas para pensar en el desarrollo de una fase correctiva para el mercado accionario estadounidense, situación que finalmente ocurrió entre septiembre y noviembre del año pasado.

Lo interesante de este análisis es que, actualmente, volvemos a estar en condiciones similares de mercado y, por ello, si hacemos un lineamiento con dicha oportunidad (finales del 2012), se puede pensar que el proceso de corrección que se inició para la bolsa estadounidense el pasado mes de mayo, puede todavía presentar mayor potencial de desarrollo, al menos buscando igual tamaño de caída que el observado entre septiembre y noviembre del 2012 e incluso entre marzo y junio del mismo año.

Pensar en una corrección con las mismas características que la observada en dicha oportunidad, con un promedio de 9 por ciento de baja, nos llevaría a buscar objetivos correctivos del índice Dow Jones en torno a los 14.300- 14.100 puntos hacia las próximas semanas.

Esto, dependerá de la firmeza de esa zona de soporte y objetivo correctivo propuesto, sobre el cual podamos especular con una reanudación alcista en el mercado estadounidense y/o debamos sentenciar la presencia de una caída mucho más importante en precio y tiempo, representada por un cambio de tendencia a mediano plazo.

En relación con lo propuesto, desde lo operativo se recomienda mantener la cautela, al menos hasta que los objetivos de corrección proyectados puedan ser alcanzados.
Rubén J. Ullúa
Analista de mercados financieros

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado