Brújula / Un alza está cercana

Redacción Portafolio
POR:
Redacción Portafolio
octubre 31 de 2011
2011-10-31 05:16 a.m.

 

Tal como lo esperaba la inmensa mayoría de los analistas, en su sesión del viernes pasado el Banco de la República decidió mantener en 4,5 por ciento anual el nivel de la tasa de interés que les cobra a los intermediarios financieros por darles liquidez temporal.

Según lo dijo la entidad en un comunicado, a pesar de las medidas tomadas en Europa con respecto a la deuda y el ligero repunte de la producción en Estados Unidos, “aún es temprano para establecer si la confianza de los agentes se recupera y la actividad económica detiene pronto su deterioro”.

Bajo ese punto de vista, y dada la incertidumbre sobre el ritmo del planeta, hay quienes creen que las cosas deberían permanecer así en lo que queda del 2011.

Sin embargo, una mirada más cercana al pronunciamiento del Emisor deja en claro que las probabilidades de un reajuste en el costo del dinero son cada vez más altas.

La razón, en contra de lo que se podría creer, no tiene que ver tanto con la reciente aceleración de la tasa de inflación, sino con la dinámica de la demanda interna, que a su vez ha sido impulsada por el consumo local y la inversión.

Por cuenta de esa situación, hay evidencias de que la economía colombiana podría recalentarse pronto. Tanto el fuerte incremento en la cartera de crédito como el hecho de que los precios de la vivienda nueva han llegado a sus máximos históricos, son síntomas de que ciertos agregados van muy rápido.

Debido a esas realidades, el Banco dejó entrever que habrá un alza de los intereses si la coyuntura global se estabiliza.

De hecho, algunos integrantes del cuerpo directivo del organismo creen que los frenos debían haberse empezado a aplicar desde ya, como quedó demostrado por el hecho de que la decisión del viernes no fue unánime.

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes
sábado