Reflexiones sobre el crecimiento

Tal como fue proyectado por expertos, 2009 va a ser un año económico malo, con crecimiento anual cer

Redacción Portafolio
POR:
Redacción Portafolio
junio 30 de 2009
2009-06-30 11:50 p.m.

Como se difundió ampliamente a fines de la semana pasada, el desarrollo de la economía, medido como la tasa anual de crecimiento del Producto Interno Bruto del primer trimestre del 2009 comparado con igual periodo del año anterior, fue negativo y alcanzó el -0,6 por ciento.

El Dane agrega, no obstante, que frente al último trimestre del 2008, el crecimiento fue positivo, 0,2 por ciento. Sin entrar en el debate -algo inútil- de definir si por haberse dado un segundo trimestre con crecimiento negativo nos encontramos técnicamente en una recesión o al borde de ésta, lo importante es analizar lo que está ocurriendo en Colombia en los diferentes sectores de la actividad económica, con los distintos elementos de la demanda agregada de la economía, visto todo ello desde una perspectiva internacional.

En términos de los componentes por sector de la actividad económica, se encuentra que la mayor caída en el crecimiento se dio en la industria manufacturera. Ello era de esperar en razón que han sido, precisamente, las exportaciones industriales las que han registrado el mayor impacto adverso de la crisis financiera internacional, dado el fuerte impacto de ésta sobre nuestros principales socios comerciales, como E.U. y Venezuela.

Respecto a la caída en la industria manufacturera es importante destacar que ésta se ha venido desacelerando, lo que indicaría que lo peor de la crisis parece estar pasando.

Tampoco sorprende que el transporte haya registrado una disminución en el primer trimestre del año. Al fin y al cabo la crisis internacional se traduce en menores exportaciones y su impacto interno en una menor demanda de importaciones, que son actividades intensivas en el uso del transporte.

Del lado más positivo cabe resaltar lo que viene sucediendo con la minería, la construcción y el sector financiero. Sobre la minería, si bien es cierto que parte de su significativo crecimiento parece atribuirse a un factor simplemente estadístico, dado que durante el primer trimestre del año pasado por problemas de huelga estaba paralizada la producción de ferroníquel en Cerro Matoso, asimismo se encuentra que la explotación de petróleo ha continuado en aumento, que es una noticia buena para el país. Respecto a la construcción, igualmente, se registra un continuado crecimiento, que ha estado menos concentrado en la construcción de vivienda que en obras públicas vinculadas, ante todo, al sector de energía.

En cuanto al sector financiero representado por la actividad bancaria, aseguradora y las pensiones, las estadísticas muestran que fue uno de los de mayor crecimiento en el primer trimestre.

Esta situación es muy destacable por cuanto, a diferencia de lo sucedido en los países más avanzados donde la crisis se originó en el sistema bancario, en Colombia éste se encuentra bien capitalizado y la demanda de crédito y de otros servicios financieros se mantiene dinámica.

Finalmente, cabe hacer referencia a lo reportado del lado de la demanda agregada. Las cifras ratifican que en Colombia se ha estancado la demanda de bienes de consumo y que las exportaciones presentan una caída acelerada. Así mismo, se encuentra que se está dando un desplome en la formación bruta de capital, o sea de la inversión.

Este, a mi juicio, es el indicador más preocupante de los resultados presentados por el Dane. De lo sucedido en el primer trimestre se concluye que efectivamente, tal como ha sido proyectado por los expertos, el 2009 va a ser un año económico malo, con un crecimiento anual cercano a cero.

Lo positivo es que parece que estamos tocando fondo y que el 2010 será de recuperación. Esto, sin duda, dependerá de lo que suceda con la crisis financiera mundial y con el proceso electoral colombiano. 

rjunguito@fasecolda.com

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes