Ricardo Ávila
retrospectiva

La tozuda realidad

El problema es que usualmente la realidad es aún más tozuda que los gobernantes.

Ricardo Ávila
Exdirector de Portafolio
POR:
Ricardo Ávila
mayo 17 de 2019
2019-05-17 07:19 p.m.
http://www.portafolio.co/files/opinion_author_image/uploads/2016/02/09/56ba4e7b94041.png

Incluso en un país en donde no faltan las noticias que conmocionan, la semana que viene de terminar se destaca por su intensidad. En el frente institucional, la decisión de una sala de la Jurisdicción Especial para la Paz con respecto a ‘Jesús Santrich’ dio lugar a un verdadero movimiento telúrico que se concretó con la renuncia irrevocable del Fiscal General.

Aunque el Gobierno se encargó de desvirtuar las teorías que hicieron carrera en las redes sociales y optó por una respuesta tranquila, que vino acompañada de la recaptura del exguerrillero, el clima siguió agitado. Por lo menos hasta que haya una solución que permita superar una situación con efectos políticos y que afecta la relación con Estados Unidos.

La pregunta ante lo sucedido es si el sacudón tendrá incidencia o no sobre la economía, cuyo ritmo no es malo, pero tampoco es el mejor. Así quedó claro el miércoles, cuando el Dane reveló que el crecimiento del PIB durante el primer trimestre había sido de 2,8 por ciento, medio punto menos que la tasa oficial.

Dicha cifra salió de un comportamiento sectorial disímil, en el cual la buena marcha del sector financiero se contrapone con el difícil momento de la construcción y, en particular, del ramo edificador. Para que las transacciones inmobiliarias recuperen la dinámica perdida, una condición necesaria es que la confianza de los compradores potenciales sea positiva. Lamentablemente, el dato más recuente sobre la actitud de los consumidores muestra que el pesimismo persiste.

Para colmo de males, el entorno internacional muestra una clara tendencia a empeorar. La guerra comercial entre Washington y Pekín se volvió más intensa, con sanciones de uno y otro lado. El mensaje chino, en el sentido de que no hay clima para conversar ahora, da la impresión de que las hostilidades van para largo.

Así las cosas, no va a ser fácil que Colombia cumpla la meta oficial de crecimiento, fijada en 3,6 por ciento para el 2019. Con terquedad, el presidente Iván Duque señaló que el objetivo se mantiene. El problema es que usualmente la realidad es aún más tozuda que los gobernantes.

Ricardo Ávila Pinto
ricavi@portafolio.co
@ravilapinto

Nuestros columnistas

día a día
Lunes
martes
Miércoles
jueves
viernes