Productores de cacao latinoamericano ahora evalúan precio mínimo

Hoy jueves se reúnen en Cartagena para definir cómo garantizar precios.

Cacao

La producción del fruto siente el rigor de la caída de los precios internacionales y alerta a los productores.

Cortesía

POR:
Portafolio
agosto 14 de 2019 - 11:33 p.m.
2019-08-14

Cacaoteros de América Latina podrían exigir un precio mínimo de 3.200 dólares por tonelada si una propuesta de Perú encuentra apoyo en una próxima reunión de productores de la región, un mes después de que sus pares en África anunciaron un precio base para sus granos.

Los productores de cacao en todo el mundo están buscando formas de proteger a los agricultores de las oscilaciones del mercado, después de que los precios cayeron en 2016-2017 y la actual sobreproducción ha implicando una lenta recuperación.
Los gobiernos de Ghana y Costa de Marfil -los mayores productores del grano en el mundo- acordaron en junio establecer el precio mínimo de 2.600 dólares la tonelada de su producto, y exigirían a los compradores que paguen un diferencial adicional de 400 dólares por cada tonelada.

Lea: (Los 12 pactos sectoriales)

La propuesta latinoamericana será discutida hoy, en Cartagena, por productores de República Dominicana, Perú, Ecuador y Colombia, los mayores exportadores de cacao de calidad en la región.

Nosotros, como Perú, decimos que para que sea competitivo, el precio mínimo debería ser 3.200 dólares la tonelada”, comentó Luis Mendoza, presidente de Asociación Peruana de Productores de Cacao (Appcacao). De acuerdo con datos de la Organización Internacional del Cacao, en 2017-2018, Costa de Marfil y Ghana produjeron más del 60% del grano a nivel global, y América Latina el 18%.

El presidente Asociación Nacional de Exportadores de Cacao de Ecuador (Anecacao), Francisco Miranda, dijo que respalda la propuesta de Perú, pero afirmó que en la cita planteará cuotas de producción para no exportar más del volumen acordado.

“Un valor más alto subiría la producción de cacao y generaría un sobreabastecimiento. En conjunto a un precio más elevado, deberíamos poner un tope al volumen ofertado para poder justificar un precio unificado”, señaló Miranda.

A diferencia del petróleo, donde los sistemas de producción centralizados significan que los países pueden cumplir con los mandatos de producción de tipo OPEP, la producción de productos básicos como el cacao es difusa y más difícil de regular.

Un precio mínimo es “difícil de hacer porque cada origen en América Latina tiene su propio precio y su propia estrategia de comercialización”, dijo Javier Castro, director ejecutivo del exportador de cacao con sede en Ecuador, GrandSouth.

Un sistema diferencial similar al que introdujo África Occidental podría funcionar mejor, especialmente dado el precio relativamente bajo del cacao, dijo Castro.

“El mercado de futuros está por debajo de los 2.200 dólares; a estos precios, el cacao no es sostenible en ninguna parte”. Organismos internacionales y el Gobierno de Perú han incentivado durante años el cultivo del cacao, con inversiones como una alternativa a la hoja de coca.

REUTERS

Siga bajando para encontrar más contenido

Noticias Recomendadas

Recomendados