Con su nuevo socio, Alquería quiere duplicar las ventas

Mesoamérica es el nuevo accionista de lácteos Alquería. Tras la salida de la IFC, este fondo de Costa Rica, se hizo con el 35% de la compañía.

Alquería

En Cajicá la compañía colombiana tiene su principal centro de operaciones: allí produce leche, yogur y arequipe.

POR:
Portafolio
junio 04 de 2019 - 10:37 p.m.
2019-06-04

Alquería estrena socio. Se trata del Grupo Mesoamérica, firma centroamericana especializada en hacer inversiones en sectores estratégicos y con potencial.

Este martes, ambas partes confirmaron el negocio, que le otorga al nuevo accionista un 35% de participación.

(En Alquería, portafolio distinto a leche es 40%). 

Carlos Enrique Cavelier, coordinador de sueños de Alquería, explicó que el cambio de socio es benéfico para la empresa por la capitalización que se logra y la disminución del endeudamiento. “Por primera vez tenemos un socio con mucha actividad en la junta. Por ejemplo, Mesoamérica tiene experiencia en energía solar y es un tema interesante para llevar a nuestras plantas y a los productores”, dijo al referirse al valor del nuevo socio.

La operación consistió en el retiro como accionista de la IFC –brazo financiero del Banco Mundial–, posición que tomó la firma centroamericana con el aporte de mayor capital. Mesoamérica también opera en Colombia las cadenas Presto y Oma.

Satisfecho por el negocio, Luis Javier Castro Lachner, presidente de Mesoamérica para Latinoamérica, indicó a Portafolio que esta operación está en línea con la filosofía de invertir en diferentes industrias.

“Entramos a tomar este espacio pero, además, incrementamos la participación y terminamos con un 35%”,
dijo el empresario, quien agregó que por acuerdos de confidencialidad prefería no entregar detalles sobre el monto de la inversión.

“Lo que sí es cierto es que la capitalización nuestra deja a la compañía en un nivel absolutamente adecuado, dado que queda con un porcentaje de endeudamiento bastante menor al que tenía y eso le da capacidad para hacer inversiones interesantes que están siendo evaluadas”,dijo Castro.

A su juicio, la inyección de capital se puede reflejar de dos maneras. La primera, en mayor productividad para el campo y, la segunda, en que se pueda fortalecer la relación con los tenderos. Luego, según indicó, se revisarán líneas de productos o categorías nuevas en las que pueda incursionar la compañía.

(Giro en la marca Alquería). 


Al reconocer que Alquería es una empresa atractiva para invertir, Castro dijo que en el caso de esa empresa “vimos una plataforma realmente muy interesante para trabajar, tanto en el tema agrícola apoyando a los más de 13.000 productores de leche que tiene la compañía, como también participando en los canales de distribución, en los cuales Alquería tiene una base importante de más 150.000 tenderos, montados sobre una marca líder”.

A lo anterior, apuntó, se suma que la empresa es líder en Colombia en el sector lácteo y de altísimo reconocimiento, más allá de la leche. Comentó que “siempre está entre las más queridas, comparándose con otras marcas como Coca-Cola”. Y dijo que Mesoamérica tiene con Alquería una comunión de principios y de valores. “Nos gusta decir que somos socios en propósito, compartimos el interés de poner capital al servicio de la región para mejorar la calidad de vida de nuestros consumidores, proveedores y clientes”.

TRAYECTORIA COMO INVERSIONISTA

Mesoamérica se identifica como una firma líder en inversión de capital privado en mercados emergentes en toda Latinoamérica.

Por más de 20 años ha hecho negocios en Latinoamérica hispanoparlante, con énfasis en Colombia, Perú, Chile, México y Centroamérica.

Por ejemplo, está en el campo de energía renovable en México. “Somos el número uno de ese negocio en Ciudad de México con 800 megas, con 400 solares y 400 eólicos”. Igualmente, con Bain Capital, tiene un negocio de ‘call center’ que se llama Atento, extendido en toda la región.

Por su parte, en Chile tiene heladerías y restaurantes. En Colombia a la operación de OMA y Presto ahora suma su participación accionaria en Alquería y no descarta entrar a nuevas actividades en el país.

“Tenemos oficinas acá. De hecho, yo soy el presidente del grupo a nivel latinoamericano y sentimos que Colombia sigue siendo un país donde queremos seguir viendo inversiones en empresas líderes, que estén buscando un aliado”, señaló Castro.

¿Hasta dónde llegar con Alquería? Por lo pronto, Castro habla de llevarla a lo que llama ‘el siguiente nivel’. “La idea nuestra es tratar de que Alquería pueda en los siguientes cinco años más que duplicar sus ventas y ojalá triplicar sus utilidades. Y al mismo tiempo, contribuir con una mejor sociedad”, expresó.

El año pasado sus ingresos fueron de $928.817 millones y su utilidad neta de $4.341 millones.

Tiene seis plantas, una en Palmira, tres en Cajicá (de yogur, leche y arequipe), en Medellín, Bucaramanga y Aguachica. 

CUOTA SOCIAL EN EDUCACIÓN

La Fundación Alquería Cavelier presentó el estudio cualitativo sobre el Programa de Mejora- miento de la Calidad Educativa en los colegios públicos de Cajicá, Chía y Zipaquirá, realizado por la Universidad de los Andes.

La conclusión para la institución es que vale la pena hacer esfuerzos de todos los actores para fortalecer la educación pública. Por 7 años, la Fundación ha llevado su programa a Cajicá, Chía, Zipaquirá, Tenjo y Tabio, con impacto en 31 institu- ciones, 109 directivos docentes, 1.629 docentes y 39.787 estudiantes.

El siguiente paso, dice Carlos Enrique Cevelier, es que la Fundación Alquería Cavelier convierta al departamento de Cundinamarca en la región de América Latina con los mejores resultados en educación pública para el año 2030. En ese plan, dice el empresario, el nuevo socio de la empresa también es un aliado.

Siga bajando para encontrar más contenido

Noticias Recomendadas

Recomendados