Nestlé quiere convertir el mercado vegano en negocio multimillonario

La compañía de alimentos más grande del mundo acaba de lanzar su hamburguesa sin carne.

Nestlé

El gigante suizo pagará 7.150 millones de dólares a Starbucks para hacerse con los derechos perpetuos para comercializar los productos de café y té de la mayor cadena de cafeterías del mundo fuera de sus establecimientos.

EFE

POR:
Bloomberg
diciembre 28 de 2018 - 10:30 a.m.
2018-12-28

Nestlé SA ve el futuro en una hamburguesa sin carne hecha de soja y proteína de trigo. Pronto podremos acompañarla con leche de nuez morada o un latte de espirulina.

(Lea: Nestlé, pionera en estrategias de valor compartido)

La compañía suiza se prepara para su mayor incursión hasta ahora en el floreciente mercado vegano: la Increíble Burger, que se lanzará bajo la marca Garden Gourmet la próxima primavera boreal.

(Lea: Las diez empresas con mejor reputación del país)

En tanto los consumidores dejan la carne por las verduras de hoja, Nestlé quiere convertir la tendencia en comidas basadas en vegetales en un negocio de miles de millones de dólares.

(Lea: Nestlé venderá productos de Starbucks a nivel mundial)

Es un gran cambio para la compañía de alimentos más grande del mundo, cuyos productos comprenden salchichas y jamón Herta.

Si bien Nestlé y sus competidores incursionan superficialmente en los alimentos veganos desde hace años, la expansión se ha vuelto más fundamental en un contexto de estancamiento de las ventas de las marcas de supermercado tradicionales, muchas de las cuales contienen lácteos y carne, productos que los veganos no consumen.

Nestlé compite con rivales como Unilever y recién llegados como Beyond Meat, financiado por Bill Gates y Leonardo DiCaprio, para hallar alternativas con las que se identifique una nueva generación de consumidores que rechazan la proteína animal y el alto contenido de colesterol.

La compañía angloholandesa en diciembre compró al fabricante de alimentos basados en vegetales The Vegetarian Butcher, mientras que la startup estadounidense vende una hamburguesa que contiene jugo de remolacha para simular la mioglobina de la carne vacuna.

El negocio basado en vegetales de la compañía suiza podría llegar a ventas de más de 1.000 millones de francos (US$1.000 millones) en una década, según Laurent Freixe, máximo responsable de la región americana.

Eso representa un aumento respecto de los cientos de millones de francos actuales, en tanto el grueso de los 90.000 millones de francos en ventas de Nestlé aun proviene del café, el agua en botella y otros negocios de larga data.

La compañía dice que aproximadamente la mitad de la proteína que usa, incluido el alimento para mascotas, proviene de las plantas y no de fuentes animales. 'Tribus alimentarias' El director de tecnología de Nestlé, Stefan Palzer, identificó a los consumidores que eligen una alimentación basada en vegetales como una de varias "tribus alimentarias" de rápido crecimiento, además de aquellos que siguen una dieta libre de gluten o de lactosa.

La popularidad del veganismo entre la generación del milenio lo hace particularmente atractivo para los gigantes de los alimentos.


"Mientras investigábamos con mayor profundidad las tendencias de consumo, vimos que cambiaron un poco en el último par de años dependiendo de cómo definen los consumidores lo que es una dieta saludable", declaro en una entrevista.

Las grandes compañías de alimentos han reforzado su presencia vegana a través de adquisiciones en los últimos dos años.

Nestlé compró Sweet Earth de California y el fabricante de snacks Terrafertil, mientras que Danone evalúa agregar productos libres de leche a algunas de sus marcas de bandera, como Activia y Actimel, luego de adquirir WhiteWave por US$10.000 millones.

En el centro de investigación y desarrollo de Nestlé en Lausana, Suiza, los científicos estudian el potencial de otras proteínas veganas.


Si bien el grueso de la leche no láctea disponible para los consumidores actualmente se basa en la soja, por ejemplo, la empresa está experimentando con un líquido derivado de las nueces y los arándanos, que tiene un tono morado. Tambien hay un latte con alga espirulina. "El vegetarianismo nunca fue tan popular y ha llegado para quedarse, estoy convencido de ello", dijo Palzer.

Siga bajando para encontrar más contenido

Noticias Recomendadas

Recomendados