close
close

Tendencias

Cómo ahorrar en las facturas con proyectos de eficiencia energética

Integración de tecnologías IoT, software en la nube y gestión energética, hacen posible el desarrollo de nuevas soluciones. 

Eficiencia energética

Eficiencia energética.

iStock

POR:
Portafolio
noviembre 23 de 2022 - 06:20 a. m.
2022-11-23

Pese a las críticas sociales y los reclamos del Gobierno nacional, los precios de la energía siguen al alza en medio de una inflación acelerada y si bien afectan a todos a los que más está impactado es a las empresas colombianas. Y es que, según el último informe presentado por el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), comprendidos en el Índice de Precios al Consumidor (IPC), los precios de las facturas de este servicio en agosto subieron un 3,32% y en el año, ya han escalado un 25,9%.

(Enel centrará su estrategia en 6 países, entre ellos Colombia). 

No siendo poco, a este dato se le puede sumar, que la Unidad de Planeación Minero-Energética (UPME), estima que en el país, el 67% de la energía se consume de forma ineficiente, lo que anualmente representa entre US$6.600 millones y US$11.000 millones.
Frente a esta situación, Azimut Energía, una compañía colombiana que desarrollo todo un ecosistema energético y durante más de 10 años, le ha permitido a empresas de diferentes sectores tener una mayor eficiencia energética y ahorrar hasta un 30% en el costo de su factura de energía.

Su solución se da gracias a una integración entre tecnologías IoT, software en la nube y gestión energética, las cuales, se dividen en cuatro líneas de negocio: Gestión de la Compra, Gestión del Uso, Sustitución Tecnológica y Generación Distribuida, lo que les ha permitido trabajar con más de 1.000 empresas, entre las que destacan casos de éxito como el de Cerro Matoso, Corona, Nutresa, Pactia, Familia, Tigo o Colgate-Palmolive, entre otras.

Creadores del proyecto

Creadores del proyecto.

Camilo Montoya, cofundador y gerente general de la compañía, explica que en medio de esta situación del alza de los precios de energía, cabe recordar otro factor importante y es que Colombia, tiene el compromiso internacional de reducir 100 mega toneladas de CO2 a 2030, lo cual implica, reducir un 51% las emisiones que se estiman para esta fecha.

“Si como país nos esforzamos en eliminar la ineficiencia que estima la UPME, estaremos en capacidad de cumplir con el 50% de esta meta, es decir, solo la eficiencia energética es capaz de reducir un 25% de las emisiones de CO2 a 2030”, agrega el directivo de Azimut Energía.

Gracias a que diferentes compañías han decidido transformar sus políticas de consumo y ser más eficientes, se han logrado ahorros superiores a los 80.000 millones de pesos, evitando más de 50,000 toneladas de CO2 lo que es equivalente a sembrar más 800.000 árboles por 10 años.

El tema de la eficiencia energética, que se viene impulsando alrededor del mundo, no solo ayuda a las empresas en su reducción de costos energéticos, sino que también, permite la detección y subsanación de sumideros de consumo desconocidos, eliminación de procesos redundantes, sustitución de viejos equipos que derrochan energía y, lo más interesante es que suma a muchas compañías a la generación de energías sostenibles y a la transición de ser una empresa verde.

Hay que resaltar que el trabajo desarrollado por Azimut Energía en innovación para el sector de la energía en Colombia ha sido reconocido por instituciones como el Ministerio de Minas y Energía, UPME, Andesco y Findeter, con el Premio a la Eficiencia Energética en 2020, tras el trabajo desarrollado en Pactia en donde se logró reducir el consumo en un 24% en activos como Centros Comerciales, Hoteles, Parques Logísticos y Oficinas.

Asimismo, lo hizo el Ministerio de Ciencias, que vio una empresa con alto valor innovador y decidió apoyar sus desarrollos tecnológicos con programas como Cierre de Brechas en 2018 y el de Ciencia, Tecnología e Innovación en 2020.

Cabe resaltar que pese a que Colombia es el tercer país de Latinoamérica que más avanza en su capacidad instalada de producción de energías renovables, con 65,93%, según el Índice de Transición Energética (ETI) del Foro Económico Mundial, también ocupa ese mismo puesto como una de las energías más costosas de la región.

En ese sentido, lo cierto es que bajo esta dura realidad por la que pasa el país en materia de costos de energía, las compañías deben adaptarse a los cambios que les exige el mundo en materia de sostenibilidad. Para ello, será importante que otras empresas aporten sus desarrollos tecnológicos para que les dé posibilidad de tomar el control del consumo de su energía.

Destacados

  • TENDENCIAS
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido