El estudiante del futuro se especializará a bajo costo

El rector del colegio Gimnasio Moderno de Bogotá explica el Plan Maestro de la institución para los próximos 25 años.

Víctor Alberto Gómez Cusnir, rector del colegio Gimnasio Moderno.

Víctor Alberto Gómez Cusnir, rector del colegio Gimnasio Moderno.

Archivo particular

POR:
Portafolio
diciembre 09 de 2018 - 07:45 p.m.
2018-12-09

Víctor Alberto Gómez Cusnir, rector del tradicional colegio bogotano Gimnasio Moderno, explica lo que será el Plan Maestro de la institución, a desarrollarse en los próximos 25 años, que incluye no solo obras de infraestructura por 100.000 millones de pesos sino una transformación curricular y una escuela de maestros, entre otros.

La infraestructura incluye un gran polideportivo que comenzará a ser construido a partir del año entrante con canchas múltiples, espacios para entrenamiento y que va a reemplazar el gimnasio cubierto viejo.

Se va a edificar un nuevo preescolar con espacios más amplios, en los que se puedan incorporar las pedagogías con las nuevas tendencias del mundo.

Otro espacio estará dedicado a la ciencia, innovación y tecnología, que se ha pensado para integrar las áreas académicas del colegio como matemáticas, arte, ciencias y tecnología.

(Lea: Listo el nuevo programa de ingreso gratuito a la educación superior

También se construirá un gran comedor para mantener integrados a todos los alumnos, exalumnos, padres de familia, que así mismo tendrá espacios individuales. Y por último, un gran parqueadero que estará ubicado debajo de la cancha actual de fútbol.

“Todo ello tendrá una inversión de unos 100.000 millones de pesos durante el próximo cuarto de siglo. Empezando por el polideportivo por un valor de 15.000 millones de pesos que se empezará a construir en febrero o marzo de 2019 ya que los diseños ya están hechos”, asegura Gómez.

¿Qué más contempla ese plan de desarrollo?

Una transformación curricular para el siglo XXI, con el fin de que nuestros estudiantes estén a tono con lo que demanda la pedagogía en el mundo.

También tenemos planeada una escuela de maestros, y no solo para el colegio, con aulas polivalentes, ‘full’ tecnología y todo lo que se considera importante para que un maestro pueda desarrollar su trabajo. De la misma manera trabajamos en la posibilidad de una acreditación internacional con el fin de darle validez a lo que aprendemos en las aulas del Gimnasio Moderno.

(Lea: Latinoamérica, a mejorar la calidad en su educación: Banco Mundial

¿Y en la parte de enseñanza?

Nosotros seguimos con la filosofía de la libertad, el debate, el diálogo, siendo colaborativos en la solución de problemas e innovando en temas pedagógicos. También en el desarrollo de competencias digitales y que los estudiantes entiendan que todos somos iguales, para reducir esas brechas existentes solamente por cuestiones de nacimiento.

¿De qué se trata la modernización del currículum?

De promover el humanismo, artes liberales, tecnología reciente, ciencia y matemáticas, todo con miras a la solución de problemas. Que los niños desarrollen su pensamiento, comunicación, argumentación y convivencia de una manera consistente.

Integra herramientas y competencias necesarias para afrontar los desafíos del siglo XXI que implica aceptar la diversidad, la diferencia, entender que la solución a un problema puede estar en cualquier perspectiva de cualquier ser humano. Ser solidarios y sobre todo, enseñarlos a ser felices.

¿Qué va a pedir el estudiante del futuro?

Va a ser ‘multitask’, va a tener incorporado en su cerebro una variedad y cantidad de tecnologías, dispositivos inteligentes, que los van a conectar con el mundo en tiempo real.

Va a tener acceso a los mejores colegios y universidades del mundo de manera simultánea, escoger en tiempo real qué materias quiere estudiar y no porque hagan parte de una titulación o una carrera en especial, sino porque por su interés va a ser aprovechar la mejor educación de cualquier universidad del mundo.

Va a tener una enorme posibilidad de desarrollar su potencial a bajo costo, en cosas que van a ser mucho más útiles que hacer carreras por periodos largos de tiempo. Se va poder conectar con compañías y universidades y ese conocimiento que adquirirá va a ser válido en todo el mundo porque no tendrá que validar ni homologar. Van a tener muchas posibilidades de desarrollar sus talentos.

¿Y en el caso de los profesores?

Tiene que ser más holístico, tecnológico, manejar las plataformas, dominar los ambientes de clase, sistemas de comprensión, inteligencia artificial, que ya la aplicamos, más preparado, integral, mezclando conocimientos de diferentes disciplinas. Más universal, capaz de comprender qué necesita, qué piensa, las diferencias de ritmo de aprendizaje de cada estudiante. Va a tener que saber qué se necesita para que los estudiantes comprendan lo que él quiere que entiendan. La educación del futuro va a ser virtual y el profesor se va a tener que preparar para ello.

Usted habló de inteligencia artificial. ¿Cómo la aplican?

De manera cautelosa pero muy útil. Ya detectamos en un grupo cuáles estudiantes van a desarrollar conflictos futuros con su grupo, con los profesores.

La información se recoge en entrevistas dirigidas que contestan de manera virtual. Los algoritmos desarrollados permiten detectar cuáles estudiantes se sienten solos, cuáles tienen problemas afectivos, no tienen el soporte de la familia o no se adaptan bien al colegio.

Con estos ‘personigramas’ se identifican con nombre propio, cuál es el líder, quién es fuerte en un área específica. Es una herramienta muy poderosa dirigiendo el esfuerzo a lo que necesita el estudiante.

¿Cuáles son los retos de la educación en Colombia?

Mejorar la calidad de los maestros colombianos, concentrarse en su preparación, que estén actualizados en tecnologías porque hoy en día el reto es entusiasmar a los estudiantes con lo que se les enseña. Interesarlos por el discurso.

El trabajo en valores es fundamental. Hay que enseñarles a los alumnos ética, qué es correcto y qué no, que los errores tienen consecuencias, que si te equivocas de manera malintencionada tiene una consecuencia y cuando se es adulto se llama justicia. Qué los estudiantes entiendan los contextos y las cosas normales de la vida.


Pedro Vargas Núñez
Editor Portafolio.co

Siga bajando para encontrar más contenido