Límites de la política monetaria

Bajas tasas de interés no siempre, como es el caso actual, estarían asegurando mayor producción y con ello mayor empleo y competitividad.

FED

Archivo Portafolio.co

POR:
Portafolio
septiembre 29 de 2020 - 06:58 p. m.
2020-09-29

Lo que se trata de abordar aquí es una caracterización de la política monetaria y los límites que la misma presenta, en el escenario actual. Se toma como base una decisión de mediados de septiembre de 2020, muy recientemente, cuando el Comité de Operaciones de Mercado Abierto de la Federal Reserve, dejó las tasas de interés para los mercados de Estados Unidos, en niveles muy cercanos a cero.

(Deuda externa colombiana: peso de 50% del Producto Interno Bruto). 

Una aclaración: el Comité de Operaciones de Mercado Abierto actúa como la Junta Directiva de la Federal Reserve, que, a su vez, cumple las funciones de Banco Central en Estados Unidos. Como se sabe, lo que la política monetaria hace en este caso, es propiciar que los créditos se encuentren más accesibles a los inversionistas. Con ello se alienta la inversión en la economía real -la que se relaciona con bienes, servicios y empleo- y se desalientaría, en términos relativos, la economía especulativa.

(Prioridades de las políticas públicas para superar la crisis del Covid). 


El propósito de dejar las tasas de interés casi en cero trata de estimular las inversiones con destino a la producción de bienes y servicios. Es más, la Reserva Federal hizo un anuncio de mayor alcance: puntualizó que esas tasas, por demás bajas, permanecerán en esa condición “hasta que la inflación llegue a un 2%”. Se parte del principio que un mayor crecimiento conlleva mayor inflación y se subirían las tasas cuando ya la economía entre en una “senda normal”, habiendo superado las condiciones de la actual pandemia.

No obstante, lo que se está haciendo evidente hasta ahora, es que los mercados bursátiles se han recuperado notablemente, luego de la caída significativa de mayo pasado. Lo que está ocurriendo es que, en medio de la incertidumbre de la economía real, como producto de la pandemia -cuando se tienen que enfrentar dos choques simultáneamente, el de oferta y el de demanda- los capitales buscan refugio en las bolsas de valores.

Es decir que los créditos baratos pueden dirigirse a esos mercados financieros, en lugar de empresas, dado que la dinámica económica no está totalmente recuperada, en particular el comercio. Se trata de que la distribución, el comercio, es en donde se manifiesta la demanda, que es una fuerza esencial para estimular los procesos productivos.

Con base en lo anterior, en un contexto definido como lo es el actual escenario, se hacen evidentes, los límites de la política monetaria. Bajas tasas de interés no siempre, como es el caso actual, estarían asegurando mayor producción y con ello mayor empleo y competitividad. En la actualidad nos estaríamos ubicando en el caso de la denominada “trampa de liquidez”. En medio de todo, se hace necesario, entre otras medidas, establecer una política fiscal, de estímulo de demanda que se coordine con los esfuerzos monetarios que se están llevando a cabo.

Giovanni E. Reyes
Ph.D. University of Pittsburgh/Harvard
Profesor Titular y Director Académico de Pregrados de Administración de la Universidad del Rosario

Recomendados

  • TENDENCIAS
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido