close
close

Tendencias

Los últimos minutos de Javier Ordóñez en el CAI de Villa Luz

A través de redes sociales circula un video en el que Ordóñez aparece desorientado, tras el ataque policial. 

Disturbios

Manifestantes que exigían justicia incineraron varios CAI, causaron destrozos y se enfrentaron a las autoridades por el caso de abuso policial.

Néstor Gómez/EL TIEMPO

POR:
Portafolio
septiembre 22 de 2020 - 05:11 p. m.
2020-09-22

En las últimas horas se conoció a través de redes sociales un video que corresponde a los últimos minutos de vida de Javier Ordóñez, quien murió el pasado miércoles 9 de septiembre en Bogotá en medio de un caso de brutalidad policial que se está investigando.

(Patrulleros acusados de muerte de abogado ya están detenidos). 

De momento, no se tiene certeza de quién es el autor de la grabación, pero en esta se puede ver a Ordóñez tirado en el suelo del CAI de Villa Luz —adonde fue traslado tras el cuestionado procedimiento—, con las manos esposadas a la espalda y parte de su camiseta desajustada, dejando al descubierto su abdomen, el cual, según la necropsia revelada por Medicina Legal, fue una de las zonas con más lesiones.

En los cerca de tres minutos que dura el registro de video, Ordóñez se ve desorientado y desesperado. Varias veces, languidece, al parecer, por el dolor. En el fondo, se escucha un radioteléfono.

En un momento, trata de componerse, pero es evidente que ya no cuenta con fuerza suficiente. Acto seguido, logra sentarse, y es ahí cuando se pueden ver algunas lesiones. De su ceja derecha brota sangre, mientras que en las muñecas se le ven otras heridas.

Luego, cae a los pies de un hombre, quien sería Wilder Salazar, su amigo que también fue detenido esa noche por los policías. Javier, esposado y en medio de su estado de alicoramiento, mueve reiteradamente las manos, buscando un alivio en las muñecas.

Este video es pieza fundamental de la Fiscalía en el proceso que se adelanta en contra de Harby Damián Rodríguez Díaz y Juan Camilo Lloreda Cubillos, vinculados al homicidio de Javier Ordóñez y quienes este lunes fueron enviados a la cárcel para uniformados de Facatativá.

Sobre esta grabación, Hugo Acero, secretario de Seguridad de Bogotá, dijo que "las investigaciones continúan". "Hay que esperar a que sean los fiscales y jueces quienes realmente determinen qué responsabilidad tienen", agregó.

A Rodríguez y Lloreda les fueron imputados el sábado pasado los delitos de homicidio agravado y tortura agravada. Los uniformados, hoy suspendidos de la Policía Nacional, no aceptaron los cargos y sus abogados elevaron un conflicto de competencias.

La necropsia practicada por Medicina Legal reveló que Javier tenía "trauma cerrado de abdomen, de alta energía. Huellas externas de trauma en flanco abdominal izquierdo y región lumbar izquierda que pueden corresponder a elemento de forma curva o redonda".

También detalló un "estallido del riñón derecho, con sección completa de arteria y vena renal correspondientes". En el cuerpo del estudiante de derecho, según Medicina Legal, había "evidencia de signos de inmovilización. Equimosis en las muñecas, con marcas visibles extremadamente y de patrón regular", además de un hematoma superficial y profundo en los tejidos blandos.

Este caso se conoció por videos que grabaron amigos de Ordóñez, en los cuales se mostraba cómo los dos uniformados de la Policía adelantaron un procedimiento en el que el estudiante de derecho fue inmovilizado y, en repetidas ocasiones, le aplicaron descargas eléctricas con un taser (pistola eléctrica).

Por estos hechos de brutalidad policial, el país vivió una ola de manifestaciones entre el 9 y 10 de septiembre en la que 13 personas fallecieron y hubo más de 400 heridos. Este 21 de septiembre también se adelantaron marchas por este caso.

Destacados

  • TENDENCIAS
  • NEGOCIOS
  • MIS FINANZAS
  • OPINIÓN
Siga bajando para encontrar más contenido